CABANILLAS DE LA SIERRA (Madrid)

Habitantes: 530  Altitud: 920 m. 
Hoy amanece en CABANILLAS DE LA SIERRA a las 07:01 y anochece a las 19:13
Nº fotos: 89  Nº mensajes: 2  Visitas / día: 12 

Información general sobre CABANILLAS DE LA SIERRA:

Situación:

El término municipal de Cabanillas de la Sierra está situado al norte de la provincia de Madrid y se extiende sobre un terreno poco accidentado entre las cotas de 900 y 1.000 metros. Lo atraviesan los arroyos de Albalá y de Sacedón. La antigua carretera de Francia atravesaba el núcleo y dividía el casco urbano en dos partes: hoy esta antigua vía es la denominada Calle Real.
Cabanillas y Venturada conforman la mancomunidad "Puerta de la Sierra" por ser ambos los municipios que invitan a acceder a la "Sierra Norte".

Ayuntamiento:

En la plaza, muy arbolada, el consistorio sustituyó a otro del siglo XVII, levantado cuando era paso obligado para cruzar las alturas de Somosierra.
Pza. del Ayuntamiento, 1 - Tel.: 91 843 90 03

Monumentos:

En un montículo se levanta la iglesia de San Juan Bautista. A la sombra de su espadaña se domina bien el valle del arroyo del Sacedón, con la impresionante vista de la sierra de La Cabrera al fondo. Templo muy sobrio por fuera, su interior responde al llamado barroco culto, muy presente en las cúpulas que cubren el crucero.

Fiestas:

- Feria de Abril. Se realiza esta fiesta emulando a las de Sevilla. Habrá actuaciones flamencas, sevillanas, comidas y bebidas típicas en las casetas que pondrán las peñas y asociaciones del pueblo y muchas sorpresas mas para pasar unos días como si estuviéramos en la misma Sevilla.
Los días de la feria serán el 30 de Abril y el 1 y 2 de Mayo.

- Festividad del mayo. La noche del treinta de abril al uno de mayo, los mozos del lugar levantan un gran árbol en la plaza, llamado "mayo", y ponen enramadas a sus novias a lo largo de todo el mayo y en la copa del árbol se colgaba comida para que los mozos que escalen hasta el final del mismo tengan su premio.

- La Cruz de Mayo. El día 3 de mayo, con motivo de la festividad de la virgen de mayo, los niños adornan una cruz con flores; una vez terminada, se muestra por las casas del municipio, pidiendo para la cruz, y con el dinero recaudado se realiza una gran merienda. El último día de mayo se celebra el Rosario de la Aurora en honor a la virgen.

- Fiestas del Corpus u Octava del Señor. Se celebra tradicionalmente en el mes de Junio y coincide con el domingo después del Corpus, en la Octava del Señor. A veces suele coincidir con el fin de curso y con el día de la Primera Comunión, por lo que se ha convertido en una fiesta muy especial para los más jóvenes. Son días de júbilo para todos los vecinos, dónde bailan, juegan, y se divierten, se realizan verbenas populares, pasacalles con cabezudos y charangas, juegos infantiles, campeonatos deportivos, una gran paella, la fiesta del toro y la tradicional caldereta. El acto principal de la fiesta es la Procesión del Corpus.

- Fiesta del Veraneante. Se celebra en el mes de Julio. En estas fiestas de verano participa toda la población del municipio, tanto los residentes habituales como los veraneantes. Sirve para celebrar unos días de fiesta que acerquen a los habitantes con más solera en el municipio con los nuevos pobladores de Cabanillas, en torno al asueto y la diversión. La fiesta consiste en un aperitivo de callos a la madrileña acompañados de buen vino y cerveza de barril, por la tarde hay diferentes actividades y por la noche se realiza el festival de música "Majuelo Rock" que este año cumplirá su tercera edición. Esta fiesta favorece la promoción turística del pueblo, motivo por el cual se celebra en verano.

- Día de los Puches. El 31 de octubre, al caer la noche, los jóvenes del municipio hacen una hoguera en el campo y se comen "los puches", postre dulce (harina, aceite, leche, azúcar y anisetes) típico de la localidad.

- La Inmaculada. Tiene lugar el día 8 de diciembre y es la fiesta de mayor arraigo entre los mozos. Son ellos los que se encargan de organizarla y llevar a cabo las actividades previstas, por ser ellos los principales protagonistas. Entre las actividades que se realizan cabe destacar LA LUMINARIA, que consiste en quemar el tomillo que previamente han cortado y recogido; en ella todo el pueblo baila al son de la charanga y toma chocolate caliente, más tarde se asarán patatas en las ascuas de la gran hoguera.
Se hace la tradicional procesión de la Patrona, "la Virgen de la Inmaculada", y se subastarán las varas. Con el dinero de la subasta se financia la festividad del siguiente año. Esta subasta se realiza desde 1898, cuando se funda la Hermandad de la Virgen de Cabanillas. También se realizan conciertos, verbenas y diferentes juegos y competiciones.

Historia:

La primera fuente de información de la que se dispone proviene de restos arqueológicos que revelan la presencia de villas romanas en los siglos III, IV y V d. C., cuyos antiguos muros ahora sirven como límites de fincas que se encuentran entre Redueña y Cabanillas.

No se tienen datos que permitan fechar el poblamiento inicial. La primera mención a la población se hace en el año 1152, al establecer Alfonso VII los límites de Madrid. En 1208, Alfonso VIII la vuelve a citar para señalar el límite Este de Segovia. En el año 1579 en el documento "Relaciones de Felipe II" aparece Cabanillas como lugar o aldea de la Villa de Uceda, a cuya jurisdicción pertenecía y a su vez al Reino de Toledo.
Cabanillas pasa a formar parte del Arzobispado de Toledo hasta la desamortización de Mendizábal. La población es adquirida como señorío seglar a favor de Don Diego Vázquez Mexía de Ovando, Caballero de la Orden militar de Calatrava, recibiendo más tarde el título de Conde de Uceda y fue así también primer Señor seglar de Cabanillas de la Sierra.
El condado de Uceda cesó en el último descendiente del Conde y, para entonces, los vecinos de Uceda y Cabanillas de la Sierra, como los demás lugares del Estado de Uceda, se opusieron a la venta del Señorío, apelando al recurso legal de tanteo, y solicitando hacerse dueños de su propia jurisdicción, para alcanzar por este medio la libertad y exenciones propias del villazgo. En el año 1593 se libró la Real Carta Ejecutoria consumándose la exención y constituyéndose, Cabanillas, con categoría de Villa Real, independiente en su jurisdicción y término. En 1616 pretendió de nuevo Uceda ejercer el señorío, lo que dio lugar a un nuevo pleito entre Uceda y las nuevas Villas, y fue en 1621 cuando la villa de Uceda perdió el pleito.

Cabanillas de la Sierra fue históricamente un lugar destinado al descanso. Las tres cañadas que atraviesan el término lo definieron inicialmente como asentamiento de pastores y descanso de ganado trashumante. Asimismo, el Camino Real de Burgos y Francia que atraviesa el municipio, favoreció su crecimiento en torno a esta vía. Posadas y Paradores surgieron para atender a los viajeros. En 1752 este tránsito debió ser importante ya que es la época de mayor desarrollo de la población. Hasta finales de siglo XVIII, los pastores de "La Mesta" otorgaron mucha importancia al municipio como lugar estratégico de descanso de las cabañas de ovejas merinas.

En 1808, en la Guerra de la Independencia, se castigó a varias poblaciones de la Sierra Norte, entre las cuales estuvo Cabanillas, que fué incendiada y su población tuvo que abandonar la zona. En 1810, bajo el gobierno napoleónico, Cabanillas forma parte de la provincia de Guadalajara, aunque en 1822 pasa a integrarse en la provincia de Madrid, y adopta el gentilicio "de la sierra" en el año 1916. Desde mediados del Siglo XIX comienza la recuperación poblacional del municipio.

Su nombre está ligado a su origen ya que inicialmente fue un asentamiento de pastores que construyeron sus cabañas en ese lugar. La importancia de la ganadería en la zona queda atestiguada por las tres cañadas que atraviesan el término: la Real de Extremadura, la del Sacedón al Portillo y la de Venturada.

Su ubicación debió tener una cierta importancia estratégica en la España musulmana, ya que se levantó al norte del río Jarama, junto al camino que comunicaba Madrid con Buitrago. Esta región estaba protegida, en el siglo X, por una línea de fortificación formada por torres vigías o atalayas, a lo largo del Jarama.

Como otros municipios de la zona, Cabanillas experimentó una intensa decadencia poblacional a partir de 1950, pero a finales de los 70 se inició un proceso muy fuerte de recuperación basado en la actividad inmobiliaria y en la construcción de primeras viviendas y de residencias temporales.

Turismo:

El núcleo urbano de Cabanillas de la Sierra presenta una estructura claramente lineal, originada en torno a la Calle Real que recorría el núcleo de sur a norte, configurando dos polos claramente diferenciados de crecimiento que se ordenan a ambos lados de la vía principal. Se aprecian dos tipos de crecimiento que caracterizan el desarrollo urbano del núcleo: uno lineal, que se concentra en las márgenes de la calle Real, donde se alinean de forma más o menos rígida la edificación de mayor entidad espacial, y otro de tipo orgánico, que es el que domina en el resto del núcleo.
Las manzanas de casas son algo irregulares y forman conjuntos mixtos residenciales, agropecuarios y pequeños, cercados, convertidos en huertos y patios que comunican la vía principal con el interior.

Si quiere agregar o modificar información general, pulse sobre el siguiente enlace: actualizar información de CABANILLAS DE LA SIERRA