CABEZUELA DE SALVATIERRA (Salamanca)


Tres Bellotas de Madera de Encina Artesanales
Buena materia prima, para la mejor chacina
Cabezuela de SALVATIERRA sus pastores y sus vaqueros:
Un homenaje para estas personas que con pocas cosas eran felices.
Su vida era el amor por sus ganados.
EL PASTOR, se desvivía por aquellas ovejas churras y merinas su vida era sencilla.
Como eran estos hombres, sencillos, amables y al servicio de todos los vecinos del pueblo, porque cada casa tenía alguna según la participación de iguala, y todos se las dejaban para su cuidado.
Hombre que con sus pantalones de pana, UN chaqueta y una sencilla manta era su uniforme y en su cabeza visera o boina, una morrala, una cuerna y una callada.
En la de hoy mochila, un vaso o tal vez una botellita de vino de medio cuartillo. el trozo de pan y tal vez un pequeño librito de refranes.
En la cuerna unas patatas machadas, con unos torreznos
Que era la cuerna, un trozo de cuerno cortado por las DOS puntas quedando la parte más anchas y tapadas con tapas de corcho y allí su alimentación para el el campo al cuidado de las ovejas.
Pero siempre un compañero el perro que siempre estaba sus órdenes.
Al silbido de el el perro recogería las ovejas en pocos minutos.
La vida austera del pastor y del vaquera eran muchas horas con sus ganados eran tanto la vida en común que los animales conocían su voz.
En caso del pastor conocia hasta el cordero que pertenecía su madre.
Vida dura, austera, durmiendo en las chozas y en casetas de pizarra con techo cubierto de tierra.
La choza era muy especial, altura un más y medio de alta y de anchas 1'2 más o menos.
Se hacían con pajas de centeno en forma de cucurucho y cuerdas de tal forma que cuando llovía les agua resbala y baja a la tierra, y previniendo alrededor de hacia una zanjita para que el agua no entrará en la morada pastoril.
Allí dormían muchas noches y la calefacción para sus pies su amigo el humilde perro que con el calor de su cuerpo le servía de calefacción.
En el caso de las casetas eran mayores, en algunas se hacía como un somier con piedras para poner un saco lleno de para que le serviría de colchón. al otro lado haría un poco de fuego con las ramas secas de las viejas encinas, algunas centenarias de cuyas bellotas también comían.
Un pequeño agujero o ventanilla servía para vijilar a sus ganados.
Cuantas anécdotas vividas por estas sencillas personas nos podrían contar de evitar robots, de espantar a los lobos que hacían mella cuando hambrientos venía a la caza de su plato favorito.
Otros animales salvajes como las culebras bastardos que muy astutos cuando paria
Una vaca ellos iban y se mamaban la leche y su cola la chupaba el ternero.
O aquellas abutarda que se lanzaba con el corderito y se lo llevaban enganchasdas en su tosco y duro pico.
El vaquero también con callada, ropa similar al pastor pero con otra herramienta, una de las más antiguas en de defensa, en este caso era para dirigir a las vacas hacia el Prado o la dehesa donde tenían que pastar, esa hierba verde en primavera y otoño y seca en verano para eno para el invierno, si si era la herramienta de más antigua o arma porque era la que uso david contra Goliat, la honda echa con dos cuerdas y en el medio un pedazo de material.
El la punta de una de las cuerdas una forma de lazo que lo metia en el dedo pulgar ponían la piedra y cogia la otra punta de la curda con la misma mano la giraba fuertemente en forma circular y cuando cogia velocidad soltaba la punta sin lazo y la piedra salía lanzada hacia la vaca que no obedecía su orden.
Yo recuerdo a un vaquero, de cuyo nombre no recuerdo era cojo y llevaba una pata de palo y cuando decia que le daba en el cuerno de la vaca la acertaba, tal vez si alguna vez le daba en un ojo lo justificaría que sería en
peleas entre ellas.
Vaya para ellos mi agradecimiento
Y mi
Recuerdo por a verme dejado en mi memoria tan bonitas historias, que ya no se encuentra por la geografía española.
M
PARA TI MI CABEZUELA DE SALVATIERRA: Mi pueblo existe y exixtera en mi ser, aunque el pueblo de GUIJUELO, lo absorbió, es un pueblo de costumbres propias,, de seres queridos que amamos nuestras raíces, nuestras casa, aquellas que nos dio luz a nuestros cuerpos, aquella iglesia donde nos bautizaron, aquellas calles donde aprendimos andar, a corretear, a jugar, a compartir tal vez la mi seria de la infancia feliz con respecto a la actualidad, aquella escuela que nos formó, aquellla iglesia que nos inculcó el respeto y el amor a nuestros vecinos y a Dios, aquellos campos que con nuestro trabajo y sosiego nos daba el pan de cada día, aquellos ganados criados en nuestras praderas con ilusión que nos abastecían con su valor económico a nuestras familias, que con ellos PODEMOS firmando para nuestro porvenir profesional y personal.
POR TODO ESTO ETERNAMENTE AGRADECIDO A MI PUEBLO, a mis cabezuelenses que impregnaron un recuerdo inolvidable lleno de amor, afecto y cariño que llevó consigo cada día en mi mente y en mi corazón.
SON 45 años que busque salida a mi vida pero tú querido PUEBLO, penestraste tanto en mis entrañas que siempre estaré contigo al igual que la tierra y el trigo.
LAS COMIDAS HABITUALES CUÁNDO CORRÍAN LOS AÑOS 1955/1960 EN MI PUEBLO DE CABEZUELA DE SALVATIERRA:
Todas las familias teniamos para comer y nuestros padres para criarnos con aquello que era necesario y no era despilfarro como pasa actualmente.
Como sabéis siempre en cada casa había uno, dos, tres, cerdos que las familias hacían la matanza para alimentar a todos los miembros de la casa Así comenzábamos cada día con el mismo desayuno café con leche, pan dentro de él y después unos torrernos de tocino.
Si no había café la achicoria, eso sí café de puchero hecho a la lumbre y después a las cocinas económicas de leña.
Más tarde llegó él cola-cao, pero un cucharita pequeña solo para cambiar el color de la leche, que por cierto era muy buena de verdaderas suizas, y el que la tenia y le sobraba la vendía a una peseta el litro.
Llegaba la comida, garbanzos recogidos en el verano que a base de palos se desgranaban en la era y se guardaban en aquellos costales echaos con los pingos de las mantas, que se heredaban cuando se repartían los enseres de una casa entre los hermanos (yo por cierto guardo uno en recuerdo de mi abuelo VICENTE.
Aquellos garbanzos hermosos se ponían en remojo en un cazuelo de barro con una cucharita de bicarbonato y agua toda la noche.
Se tomaban y con agua una o dos Patatitas a cocer, se le agregaba unos trocitos de tocino, oreja, rabo, un relleno casero de pan y huevo, perejil y poquito de ajo, hecho a forma de COCTETAS se doraba en la sartén y adentro.
Con el caldo se sacaba y se hechaba en el cazuelo que habíamos usado con unas rebanadas de pan del día anterior o más muy finas y así teníamos la sopa.
Encima de esta sopa los garbanzos, y sobre estos el tocino, el rabo, el relleno, morcilla y chorizo.
A la hora de comer todos con nuestras cucharas de aluminio a comer del cazuelo y a repartirnos los ingredientes que acompañaban al exquisito majar.
Este alguna vez se hacía extraordinario aportándole carne de oveja si algún vecino la había matado por algo y la vendía y en señal de solidaridad la comprábamos, o si alguna gallina había fracasado con algún pedrusco que nosotros los niños le habíamos dado.
Así era nuestras comidas más de 300dias al año (mi padre Q. E. D. Solía decir estoy harto de los garbanzos cuanto pueda no volveré a comerlos) Pero en los últimos años no le desagradaban)
MERIENDA:
Empezábamos en tiempo de siega de hierba y se quitaba cuando en la era salían unas florecitas en forma de campanillas azules y blancas que las llamábamos quita merienda esto era al hinchió de la sementera.
Merienda un trocito de chorizo, salchichon porque el lomo y el jamón se guardaba para ocasiones más propicias. Si había sobrado algo del cocido que sabroso y tuvo estaba con un trocito de pan aunque estuviera frío.
Llegaba la cena, ya sabíamos las famosa patatas manchadas (hoy de moda) estas se vician con agua una hoja de laurel, y una vez cocidas el caldo lo mismo pan cortadito y sopas de bajo
Las machacábamos y con un poquito de pimentón rojo hechado en la sartén se refería y luego se mezclaba con las patatas y a comer todos de la misma cazuela. Para terminar la cena sopa de leche migada, y que rica sabía era un majar tanto fría como caliente.
Y así días y días y si sobraban las patatas y había pastores para su cuerna con él torresno para comer cerca de sus ovejas.
Domingo y días como extras las famosa alubias guisadas con rabo de cerdo y oreja del mismo aportados de calorías.
Después una sardinita en el tiempo de haberlas o huevos fritos que de estos en todas las casas los teniamos.
Días por EXCELENCIA, San Marcos, Navidad, Todos los santos, cordero, cabrito, o gallo de corral.
Que festorro aquellos extras sabía a gloria celestial.
Frutas la autóctona, cerezas, guindas, peras, ciruelas, sandías y melones.
Estas se criaban en los melonares de la cerrarla y la cortina de la vía siempre en tierras que nuestros padres conocían bien.
Otras comidas que podemos hacer referencia en tiempo de ello los famosos frejoles de la HUERTA DEL TÍO MARCELINO, del Tío Pedro, de Huerto del Tío Abilio, que guisados estaban esquís iros con las patatas extraídas de las tierras del pueblo que eran las de mejor tempero.
Otro de los platos era la ARRIZ con bacalao o las patatas, quien no se acuerda de aquellas colas de bacalao colgadas en la despensa, junto a los embutidos y jamones que de bajo de la escalera se encontraba porque era el sitio más fresco de nuestras casas.
Porque no hacer recuerdo aquellas cazuelas de barro llenas de sardinas escabechadas que hacían cuando el precio estaba bajo, o aquel jurel que escabechado estaba muy sabroso, o de aquella tinaja donde se guardaban las orejas y pies de los cerdos en salmuera.
O los choricillos en la manteca de cerdo en las vasijas de barro junto con algunos.
Bueno ya veis las cosas han cambiado pero creo que no es tan necesario lo que gastamos y tiramos porque con menos comida vivíamos y valorábamos más los alimentos y los compartíamos comiendo de la misma perola aunque hoy digamos que no era higiénico, pero había en aquellas comidas y cenas primero un gran respeto a nuestros padres porque valorábamos lo que les costaba tráenos estos víveres y después era una Reunion de todos los miembros de la familia sentados alrededor de la mesa, como si celebrará un cortejo de afecto y cariño por un bien común.
El RESPETO Y EL CASTIGO, por la propiedad de los demás. En Cabezuela de Salvatierra en los años 1960, entre niños y niñas íbamos a la escuela más de 45 niños.
Era mixta como veis y un maestro D. Florencio, que había dado clases a padres e hijos, pues estuvo muchos años ejerciendo su profesión.
Me acuerdo que para entrar en la escuela si uno llega tarde había que decir AVE MARÍA PURÍSIMA, y después te sentabas en aquellas bajas mesas, con cajones de madera que aún se conservan en la ESCUELA, como tesoro de la cultura de la escuela Nacional.
Pero no con solo sentarse estaba todo dicho, si no que D. Florencio te pedía explicaciones de los motivos de llegar tarde.
Un buen día de invierno, cuando antes duraba la lluvia un mes, pues los niños nos gustaba ver subir el REGATO, Rio del pueblo afluente del RÍO ALHANDIGA, y este del río Tormes que riega y da agua a nuestra tierra salmantina, pues eran la hora de entrar a la escuela por la tarde y yo y mi amigo Marcelino, se nos ocurrió con nuestras votas de goma marchar a los GANCHALES, para ver la crecida del río.
Nos fuimos corriendo por las Aceras y la calleja del Prado Cerrado y allí vimos correr el agua que saltaba los "Pasiles", que aún hoy hay alguno, pues son trozos de roca granito o pizarra, que nos sirven para pasar de un lado para otro.
Total que nuestra inicien vía infantil no representaba la piscaresca de llegar tarde a nuestra clase, tal vez no pensábamos en la lectura o el examen que teníamos que realizar.
Al llegar con nuestra Ave María Purísima, el sr maestro que ya había preguntado por el CARLOS, que soy yo y MARCELINO, alguien le dijo que habíamos ido a ver tan bonito espectáculo de aguas bravas y turbulentas que bajaban desencadenadas con fuerza de martillo, al preguntarnos le contestamos con voz segura y templada venimos de CASA,
El que sabía que no, no dudó en darnos la reprimenda y al día siguiente los dos encerrados a la hora de comer en la escuela.
Era duro el castigo, sin comer un día, pero no era así pues con un agujero de la ventana entre rejas y alambrada nuestros compañeros nos traían un trozo de pan, chorizo y uvas. Si nos quedábamos con hambre iban a casa de mi abuelo VICENTE, y de la mesa de la cocina salía más comida aunque fuera un trozo de pan y un torresno.
Nuestros padres nunca se quejaron al Maestro, si no todo lo contrario un buen escarmiento te hace pensar antes de hacer las cosas.
De quién sería hoy la responsabilidad de Maestro o de aquellos chavalucos que con la ilusión fueron ver el cauce del agua y poderse caer en el agua y ser arrastrados por la corriente, este fue el consejo que nos dejó para unos y todos los que estábamos en la Escuela.
Anécdota de Invierno en Cabezuela.
Otra de verano de mayor travesura:
El día de nuestra señora 15/Agosto, chicos y chicas nos arreglábamos con aquella ropa que nos hacían nuestras madres, pantalones, camisas y faldas.
Camino de GUIJUELO a la fiesta, nada de coches, motos, ni bicicletas a caminar como el camino de San fernando con un pie y el otro andando, a pasar la fiesta.
Entrábamos en el baile en EL TORRES, o en el IMPERIO, según donde estuviera la chica que te gustaba, ya sabes todos a bailar no como ahora, manís sobre los hombros y nada de arrimarse y es más los demás compañeros controlando, la chicas se sentaban contra las paredes y uno tenía que ir a sacarlas a bailar y como una dijera no lo tenías claro.
Cuando acaba la fiesta chicas delante y chicos de tras de vez en cuando en plan de broma un pellizque ti en el culo y a echar a correr.
Cuando las dejábamos en la casa el grupo de amigos nos quedamos a la charla haciendo tiempo para ir a ver si por las rendijas de las persianas las veíamos acostar (pensar que el lavabo era un orinal) ya ellas se valían para con destreza no ponerse hacia la ventana de su dormitorio.
No era muy tarde 12 de la noche en casa, mira tú por donde dijimos hay un manzano que hay en la casa de Tio PIQUE, que no vi nadie y podemos ir a comer manzanas.
Pues dicho y hecho a por las verdes manzanas a trepar por la pared, al tejado y al Manzano.
No sé si cogimos las ácidas manzanas lo que sí sé que hicimos un pequeño destrozo
que luego el el TioMelquiades lo exagero y por la mañana a por nosotros.
Evidentemente nadie daba la cara, hasta que nuestro amigo MELCHOR, canto.
Pues se fue el tío Melquiades al juez que era en aquella el Tío Carlos (mi padrino), antes pasados había sido El tío
PRIMITIVO EL JUEZ, aún Asís hijos Eladio y Blas les llamamos los hijos del juez por luis muchos años que ejerció de juez, luego fue Tío ESTEBAN, porque CABEZUELA TENIAMOS Cura don amable, Secretario Tío Marcos, alcalde Tío PRIMITIVO ('mi tío), estos duraban muchas legislaturas,
El médico don José y Aguacil
Andrés el hijo del Tío Malos Vinos. que era tío José.
Total que al final tuvimos que ir a declarar como autores de ocupas y destrjzos del tejado sentencia del Sr. JUEZ:
Ir a pedir perdón al TÍO MELQUIADES, y depositar 12 tejas cada uno para la reparación.
Pues bajo la reprimiendo de nuestros padres tuvimos que cumplir tan sonada sentencia que aún ahora recordamos, a sabiendas que siempre hay que respetar a las personas y a sus propiedades, aunque alguna pelea tuvimos con Melchor por habernos descubierto nuestra acción.
LAS MANZANAS SE CONVERTIERON EN TEJAS SIN PODERLES DARLES UN MORDISCÓN!
LAS GOLONDRINAS QUERIDAS Y AMADAS POR LAS FAMILIAS: Ver estas señoritas en los cables conductores de esa luz eléctrica que rompió con el artesanal farol, el candil de mecha gorda que humeaba en las rústicas cocinas del pueblo, o de aquellas velas que al calor de la lumbre o el brasero de carboncillo (cisco) los niños hacíamos nuestros deberes que DON FLORENCIO era el maestro de la escuela Nacional, nos trae gratos y bellos recuerdos.
Era por el mes de ENERO EL DÍA 20 y ya decíamos como reclamo de una ave estimada y quería de patas altas y plumas negras y blancas, por SAN VICENTE, la cigüeña vente y cuando era el 3 de febrero exclamamos todos por san BLAS, la cigüeña veras, y en efecto por las charcas, zonas húmedas de las praderas hurgar de estas empezaban su nueva instancia, y el nido en el campanario de la Iglesia.
Pero hoy voy hablaros de las golondrinas.
Llegaba el mes de Abril, las golondrinas aquí, qué alegría verlas de nuevo.
Nos TRAIAN la elegiría a la casa, todos los miembros y vecinos las respetábamos como un miembro más de la familia.
En nuestras balconeras en la pared junto el tejado empezarían a vivir como si de vacaciones se tratara.
Nosotros los niños les decíamos ya tenemos a nuestras turistas golondrinas.
Las seguíamos día a día y recordando aquel milagro de la BIBLIA, del ciego que se quedo ciego al caer el nido y por milagro se curó, tal vez era de ahí tanto amor y respeto por ellas., totalmente prohibido ni maltratarlas.
Lo bonito que es ver estas artistas de la construcción con su poquito y un poquito de tierra hacen pequeños adobes de
paja que los van pegando uno al otro haciendo las paredes pegándolos en las paredes con gran maestría arquitectónica.
Le van dando forma redonda para dejar un agujero pequeño para entrar y salir para ejercer de familia amada y procrear en este tiempo estival y vacacional.
Como buenas constructora la casa había que hacerla Magistrales y cómoda para ello colocaban pajas y plumas que se encontraban por el campo y corrales del pueblo.
Todos nos quedamos encantados con sus cánticos románticos y tranquilizadores que nos daban señal de paz.
Sus vuelos en ZIG ZAG, eran una espectáculo que ningún gimnasta les ha podido copiar, no lo hacían por diversión sino para COGER mosquitos para su alimentación.
Sus vuelos intrépidos era como un vaivén de coreaban con sus cánticos.
El nido ya habían anidado todos pendientes de la próxima reproducción nos hacía estar inquietos para aquellos nuevos papas pudieran llevar ha término tan bonita historia.
Ya eran en ese momentos golondrinas de nuestras casa nacidas y criadas en nuestro entorno familiar.
La fiesta mayor era para la casa cuando la atrevida golondrina en señal de agradecimiento entraba por el recinto interior, todos exclamábamos hoy tenemos buenas noticias y si las cogiaamos con nuestras manos infantiles y la mirada tierna de nuestras madres les canteábamos golondrina golondrina, eres tan bonita que te queremos y te esperábamos el año que viene.
Como señal, para testimoniar que volvería se le colocaba un lazo en su alita de forma que no le fuera un perjuicio para su larga travesía.
Pasado el calor de verano con sus motores a punto recogían las maletas y con un trinar inmenso y ruidoso se despedían para tan largo viaje.
Al año muchas veces las veíamos con el distintivo colocado y por eso podemos decir
SIEMPRE SERÁS AGRADECIDO AL LUGAR DONDE HAS NACIDO.
Si estás golondrinas se iban África y después en primavera y de tan largo viaje volvían a su casa de veraneo donde nacieron que les puede influenciar para reencontrarse con su casa cerrada y de su nacimiento, porque nadie se las rompía en agradecimiento de tan hermosa compañía.
Gracias Golondrinas por traernos a la memoria tan estupendos e inolvidables recuerdos de nuestra infancia!
LOS CAZADORES FURTIDOS AÑOS 1955/1970 EN CABEZUELA DE SALVATIERRA:
Os voy a contar un poquito de la fauna y la flora de nuestro termino.
Es estos años predominaba la labranza con siembra de algarrobas, trigo, (candeal, modorro, alvariño), centeno, cebada, y avena.
UN 50% sembrado un año el otro cincuenta por ciento de barbecho.
Existían praderas y contra las paredes de las verdes praderas en primavera, se criaban las zarzas que nos daban la verdadera Mora, que vividas con calor si te las comía siempre te cogia un dolor de barriga para que te quiero contar pero si las dejas enfriar untabas un trozo de pan con la nata de la leche casera y sobre esta unas moras y poquito de azúcar que gratitud de bocadillo que nos saciaba el habré, y por las calles correteando no nos lo comíamos con gran apetito y satisfacion, aquello nos era un manjar por todos los costados. HABIA BASTANTE BROZA POR EL TÉRMINO, encinas, carrascales etc.
Esta flora era ideal páral la crianza de perdiz roja, liebres, conejos, y diferentes animales. y aves como los pardales, coruchas, escribanías, rivalbas, codornices, tordos, picarlzas, abubillos, (cucos) lechuza búho etc.
Los chavales y no chavales a demás de la prohibición de la GUARDIA VIVIL, nos dedicábamos muchos ratos a la caza furtiva de. Estos animales.
Para ello se colocaban lazos en los albañales que eran de paso de ellos.
HABÍA QUE TENER MUCHA HABILIDAD Y ASTUCIA, para el conejo y la liebre era un lazo mayor para la perdiz más pequeño a estas también se le colocaba a la entrada de los nidos.
Los lazos los hacíamos con las clones de caballo por qué era los que más se deslizaban sobre las astutas liebres y conejos.
Se ponían de tarde y luego de noche o de madrugada se iva con el mayor despiste para que nadie supiera tu hazaña. Era secreto de no comunicarlo a nadie primero por la prohibición tajante de la GUARDIA CIVIL, y la otra por qué un avispado. vecino te levantará la pieza.
Así era un sistema luego evolucionó la astucia del cazador furtivo y se inventó la red para el conejo en la madriguera y cuando indefenso conejo se recogía en su madriguera al entrar quedaba prisionero en la puerta de su casa., para la perdiz inventaron la cola en los abrevaderos donde la perdiz iba a beber agua se ponía bastante cola y cuando bebían el agua de la charca sus plumas quedaban impregnadas de la cola al quedar pegadas su patas y al iniciar el imaginario y sencillo vuelo con las alas sus plumas se pegaban más y no podían emprender el retiro hasta que llegaba el propietario de tal colocación para coger la pieza y esconderlas debajo del zurrón para que nadie supiera que llevaba aquella perdid de pico rojo que le serviría para un exquisito manjar familiar.
Yo recuerdo que un día mi HERMANO POLDO, cogio una liebre a correr el y su perro LEÓN, teniendo para ello recorrer más de 12 Klm por tierras a través y saltando paredes hasta que la pobre liebre quedó rendida ante la boca del perro y las manos de Én mi casa teníamos un caballo rojo, y yo me acuerdo que un día me envió mi padre a llevar las vacas a la finca del Prado de la Peña y cuál fue mi sorpresa era las cuatro, cinco de la tarde veo un bando de perdices corretear entre el rastrojo y allí me las vi yo, metí el ganado en el Prado y me fui a por ellas.
En esa hora la perdiz a bebido agua estoy hablando de verano y suelen hecharle tres vuelos de 2 /3 Klm, pero a esa hora menos, la seguí con el caballo y cuando la perdiz no podía volar y solo corre muy de prisa por el suelo yo con mi palo largo les daba hasta que quedaba insausts de fuerza.
Así cofi 3, fue una gozada porque la segunda y la tercera estaban acurrucadas entre las pajas del rastrojo una murió de susto o de ibfarto, la otra la lleve viva.
Era un macho de picó rojo y espolón grande lo tuve en una jaula y aproveche de él para llevarlo al reclamo al campo.
Al oír la sinfonía de eses canto de la perdiz aparecían con los hijos perdigones y así me hice con media docena, cuál era mi ilusión verlos crecer y echarles de comer pero siempre el secreto por delante.
Los pajaritos que antes hemos recordado y que ahora apenas los hay los cogiamos en sus nidos o cuando dormían en los agujeros de las fachadas que como pequeños escaladores subíamos sin Arnes, ni ganchos ni nada parecido a lo que hoy llevan los escaladores subiendo con nuestras garras de las manos y aquellas sandalias a las fachadas de los astial es de 6 y 7 metros y con las vista hacia atrás por si venía el dueño de la casa, pues si nos cogia nos daba un tirón de orejas que nos las dejaba rojas para todo un mes y si se enteraban en casa una buena reprimenda o castigo de no salir a la hora que se acostaban los pájaros.
Lo que sí nos permitían es cogerlos con las trampas o caza pájaros, era un artilugio que sa abría de forma de círculo y en el centro de él se ponía la aguja que se aguantaba con mucha sensibilidad y se le clavaba un grano de trigo grueso para que el pajarito, el pardal, la alondra, la corucha, el tordo lo vieran y fueran a devorar como ellos no veían la trampa al estar tapada con estiércol muy molido picaban y cuál era la sorpresa quedaban prisioneros en aquel lugar maldito para ellos, puesto funcionaba más en los días de nieve cuando la nieve cubría los campos más de 15 días.
Por eso tenemos el juego de la banasta y el farol, era costumbre en las noches de invierno ir acoger gorriones o pardales a las tenadas donde al refugio de ellas y entre los brezos y retamas que se ponen entre las tejas y cuartones ellos dormían y con una luz colocada en un rincón se despertaba el pardal y allí se cogia.
Por eso cuando venía un amigo que sabía que se iba acoger pájaros de noche se apuntaba, y para gastarle la broma le hacíamos ponerse en el suelo con el farol y en el rincón pero tapándole con la BANASTA, cuando ya estaba colocado canteábamos los demás allá van pájaros al cesto y otro amigo cogia un cubo de agua y zas sobre la banasta, cuál era la sorpresa que colla nos tronchabamos de risa y todo quedaba como anécdota para la posteridad entre los amigos.
Otro era ir de noche a buscar NARROS, o liebres si podía pasar, salíamos al campo a 3 / 4 Klm del pueblo y íbamos con una ilusión inmensa de cómo engañar al más inocente de la colla a este le damos un saco.
Cuando llegábamos al arvañal de un prado le hacíamos quedarse allí de rodillas y los demás salíamos en busca de los NARROS o liebres, pero hacíamos dábamos voces cuidado que ya van y lo que hacíamos era irnos hacia el pueblo, hasta que el en el silencio de la noche y pasar horas se aburría y tenía que venir solo hacía el pueblo con cara desencajada y triste porque la inocentada se la llevaba, pero al final todo acababa con alegrías y felicitaciones.
POR ESO NO SÓLO LA CAZA ERA FURTIDA SINO NECESIDAD DE APORTAR A LA MESA LA CARNE Y LOS HUEVOS QUE LA NATURALEZA NOS APORTA A LA HUMANIDAD, no era maltrato de animales pues también el hombre era sustento de sus vidas alimentándoles con sus labranzas que aportaban semillas e insectos en sus lindos sembrados.
Y si al mismo tiempo influía en la diversión sana de la juventud MEJOR QUE MEJOR.
Hoy la historia se repite han vuelto, la crianza de los pollos, se capan y con fuerza de sacrificio se alimentan con insectos, hierba, maíz, trigo, cebada.
Por las mañanas tocan a Diana para salir al campo a trabajar con un cántico celestial mirando al cielo en señal de poderío.
Cuál es la sorpresa que cuando se juntan con las gallinas estas de acorrucan y el imperioso gallo le hace el amor gallináceo, una vez hecha su función la gallina se espolvorea en señal de complacencia.
Ellos siguen creciendo y engordando para convertirse en CAPÓN,
Hoy no nos matan él hambre pero antes era una fiesta el día que en familia se comía o bien se guardaba para el día de la Fiesta de SAN MARCOS.
En todas las casas había gallinas para el consumo de los Huevos que los ponían en los nidales de comederas hechas de las frondosas zarzas que se crían en Cabezuela de Salvatierra, las hacía con manos maestras el Tío Juan Antonio (el tío Buga"
Los niños íbamos cada día a recoger los huevos frescos con aquella Lata de Sardinas de un kls que guardaban los padres para muchos menesteres como para asar las ricas castañas con unos agujeros hechos con puntas.
La ilusión infantil era entregársela a la mama para que ella nos hiciera las tortillas de patatas, ricas como el mejor manjar del mundo porque las patatas y cebollas eran criadas en los huertos pequeños pero cultivados como mucha ilusión.
Pero estaba la piscaresca infantil si podíamos nos quedamos alguno escondido para ir almacenando alguna docena.
Pero esto no nos daba resultado y en casa de mi abuelo VICENTE, encontramos un nidal nuevo que El no sabía y así completábamos la docena.
El Paci de Ramon y yo se lo llevábamos a Tia Florencia una señora mayor muy chicharachera y ella los vendía en GUIJUELO, cuando ella venía de la venta nos pagaba pero si nos había ofrecido una peseta y tres perras gordas luego nos despachaba con la pestaña pelada porque siempre bajaban a la hora de la venta.
Nosotros ya íbamos recogiendo un dinerillo para ir a comprar el cigarrillo u otras chucherías que nos hacía ilusión.
La infancia también nos enseñaba al negocio de la vida con astucia infantil, tal vez el Abuelo y la familia lo sabían.
Anécdotas y costumbres EN CABEZUELA DE SALVATIERRA.
Ya tenemos los quintos, aquellos que se iban al servicio militar a LA MILI, cuál era la solidaridad y el afecto que antes de marchar se les enviaba a merendar a la casa y se le daba una propinilla al nuevo soldado.
Me acuerdo y por desgracia como si fuera hoy un 22 de Agosto era GENE, el de Adoración que llegó a casa y mira tú por donde cuando picó a la puerta mi madre estaba sobre el costado de mi padre y ya no se recuperó aunque le dijo mi padre está GEBE, rápido él llamó al medico y no se pudo dar la merienda, hoy los tres ya no están con nosotros Q. E. D.,
Vamos a seguir con los quintos, se nombraban los quintos y por las calles no se usaba el grafite y con bastante maestría de grafiteros con una lata de sardina y un poco de pintura en los astiales ponían vivan los quintos del año.
Llega SAN JUAN, se reunían y habían la fiesta diversión y cena y baile, con pasa calles a gogo.
PERO LO MÁS BONITO, venía la sorpresa aquellos mozatones habían cogido la viga más larga que hubiera en el pueblo por la noche veraniega, la noche más corta del año y a sus hombros la llevaban al astial de la CALLE LARGA, hoy una plazueleta donde tengo yo la casa.
Cavaban un hoyo de un metro de profundidad y ponían la picota que era la viga.
Pero no sólo la viga si no a la punta un ramo de ROSAS, o ramo de cerezas cogidos sin permiso de los cerezos del pueblo.
Allí le cantaban el aliaron y cuando el vecindario nos levantábamos para ir al campo todo era ilusión ver con qué poco la juventud madura se divertía, dejando durante varios meses esa PICOTA, en señal de los quintos.
Como no eso era suficiente tal vez la piscaresca del amor de aquellas parejas que si salían o no juntos para he cerro más público y que los vecinos se dieran por enterados de cogia paja y haciendo un reguero con la paja se llevaba de casa del moviete a la ventana donde dormía su pretendiente amada.
Que diferente aquella vida de hermandad y sin ofensas aunque alguna envidio la hubiera entre unos y otros pero todo era muy pasajera y de nuevo se olvidaba.
De aquello has bien y no mires aquien haz mal y aguarda te.
VIVAN LOS QUINTOS DE CABEZUELA!
"RECORDAR Y NUNCA OLVIDAR ES SENCILLAMENTE SEGUIR QUERIENDO Y AMANDO:"porque ya no existen comunicaciones, ni redes sociales, ni posibilidad de encuentros.
"Pero los recuerdos
El amor y el cariño
Pesan dentro de mi corazón "
Las horas, los días, las semanas, los meses, y hasta los años pasan, todo suma en el tiempo, pero hay algo en esta vida que no suma nada es el OLVIDO, EL RECUERDO, EL AMOR, porque esto lo llevas con uno mismo gravado muy dentro de tu corazón.
Que sentimientos cierra este músculo que late en los mejores momentos de tu vida con una frecuencia diferente en las penas que en las alegrías?
Tantos cosas refleja que en nuestras conversaciones tanto para alabar alguien o criticar podemos decir que buen corazón tenía, o era de mal corazón, pero tal vez pueda más lo bueno, te quiero con corazón, por ti daría hasta el corazón, te amo de corazón, tienes el corazón contento,
tienes un corazón inmenso, me partes el corazón etc.
Por eso dejar que diga que es como algo parte del cerebro que coordinan como si fueran la fuerza motriz que nos ayudan a vivir.
Dicho esto me quiero limitar que el corazón aporta los recuerdos y sentimientos a la memoria cerebral lo que el tiempo jamás lo puede borrar.
Hoy 24/25 de Julio, un padre, un abuelo, un bisabuelo y un vecino de CABEZUELA DE SALVATIERRA, tomó el camino hacia un sitio desconocido, donde allí no se cuentan los tiempos, ni los avatares de este día a día que vivimos.
EL se fue feliz, dejándonos aquí con aquello que siempre decía haz bien y no mires AQUIEN, habiendo cumplido con muchos valores con su familia y amigos, de los cuales yo intento practicarlos cada día, sabía que tenía que marchar porque su DIOS lo llamaba, y se fue con ilusión pensando que se encontraría con todos aquellos que se fueron antes que él y que tantos amaba.
Hoy los tuyos valoramos tus consejos, tus valores, tus enseñanzas, y todo lo hicisteis por nosotros, desde darnos la vida y recogernos con tus manos cariñosas para empezar nuestras vidas.
De ti me dejasteis una cuerda invisible que nos une, nadie la ve pero está ahí perenne y que nadie la puede cortar.
Tal vez haya algo imaginario entre los dos, pero no dudes donde estés que aquí en cada hora, cada día, cada semana, cada mes, y más hoy que te dije el A DIOS OSCURO, no te he olvidado, mi corazón se siente solo sin latir junto al tuyo, recordando los ratos que compartimos juntos, y solo ya me queda en el silencio más absurdo del Universo decirte con voz baja papa (PADRE) te sigo queriendo más porque te sigo echando de menos porque ya no estas.
Un beso TE QUERMOS.

Siempre haz lo mejor en vida, después ya no sirve para nada, ni se puede.!

"RECORDAR Y NUNCA OLVIDAR ES SENCILLAMENTE SEGUIR QUERIENDO Y AMANDO:"porque ya no existen comunicaciones, ni redes sociales, ni posibilidad de encuentros.
"Pero los recuerdos
El amor y el cariño
Pesan dentro de mi corazón "
Las horas, los días, las semanas, los meses, y hasta los años pasan, todo suma en el tiempo, pero hay algo en esta vida que no suma nada es el OLVIDO, EL RECUERDO, EL AMOR, porque esto lo llevas con uno mismo gravado muy dentro de tu corazón.
Que sentimientos cierra este músculo que late en los mejores momentos de tu vida con una frecuencia diferente en las penas que en las alegrías?
Tantos cosas refleja que en nuestras conversaciones tanto para alabar alguien o criticar podemos decir que buen corazón tenía, o era de mal corazón, pero tal vez pueda más lo bueno, te quiero con corazón, por ti daría hasta el corazón, te amo de corazón, tienes el corazón contento,
tienes un corazón inmenso, me partes el corazón etc.
Por eso dejar que diga que es como algo parte del cerebro que coordinan como si fueran la fuerza motriz que nos ayudan a vivir.
Dicho esto me quiero limitar que el corazón aporta los recuerdos y sentimientos a la memoria cerebral lo que el tiempo jamás lo puede borrar.
Hoy 24/25 de Julio, un padre, un abuelo, un bisabuelo y un vecino de CABEZUELA DE SALVATIERRA, tomó el camino hacia un sitio desconocido, donde allí no se cuentan los tiempos, ni los avatares de este día a día que vivimos.
EL se fue feliz, dejándonos aquí con aquello que siempre decía haz bien y no mires AQUIEN, habiendo cumplido con muchos valores con su familia y amigos, de los cuales yo intento practicarlos cada día, sabía que tenía que marchar porque su DIOS lo llamaba, y se fue con ilusión pensando que se encontraría con todos aquellos que se fueron antes que él y que tantos amaba.
Hoy los tuyos valoramos tus consejos, tus valores, tus enseñanzas, y todo lo hicisteis por nosotros, desde darnos la vida y recogernos con tus manos cariñosas para empezar nuestras vidas.
De ti me dejasteis una cuerda invisible que nos une, nadie la ve pero está ahí perenne y que nadie la puede cortar.
Tal vez haya algo imaginario entre los dos, pero no dudes donde estés que aquí en cada hora, cada día, cada semana, cada mes, y más hoy que te dije el A DIOS OSCURO, no te he olvidado, mi corazón se siente solo sin latir junto al tuyo, recordando los ratos que compartimos juntos, y solo ya me queda en el silencio más absurdo del Universo decirte con voz baja papa (PADRE) te sigo queriendo más porque te sigo echando de menos porque ya no estas.
Un beso TE QUERMOS.

Siempre haz lo mejor en vida, después ya no sirve para nada, ni se puede.!
LA MATANZA EN CABEZUELA MI PUEBLO
EN CADA CASA DEL PUEBLO SE CRIABAN 1/2-3/4 cerdos. por regla general eran cerdos de 10/14 meses que se criaban en las pocilgas, que teníamos que ir con cuidado porque las botas de sus incrementos se nos llenaban. Los primeros meses se amamantaban de la cebona, en mi casa tuvimos una que la llamábamos la rabo chat porque un perro se lo había arrancado.
Después se sacaban al campo y por la noche al atardecer con su gruñido escandaloso y su hocico de jabalí con los marros grapados por él hambre tiraban hasta las puertas.
En verano al rastrojo a comer el grano que se había caído en la siega, y evidentemente con sus baños en los BARROS de las charcas.
Cuando a casa los llevamos la comida de salvados y granos de cebada y el agua de fregar los platos se bebían.
Iban creciendo el pobre animal cogiendo kilos hasta que llegaba Diciembre y Enero.
Mal momento le esperaba, se buscaba días de sol, despejados y fríos para el penoso sacrificio del animalito.
Cuando a penas amanecía ya llega tío CANDIDO, con el gancho de cogerlo al salir de su refugio, las raspas que eran de trozos de guadaña, los cuchillos y el acero de afilar.
Como buenos ciudadanos y gesto de bienvenida las ROSQUILLAS sobre la mesa y la compita de anís para empezar la faena.
Mientras tanto los más jóvenes preparando la pajas largas o los piornos para chamoscar al cerdo.
Llega el trance, salía el cerdo enfurecido y apeándose hacia atrás no quería subir a la mesa que era el pativulo, ya veías uno tirando de las orejas, otro del rabo otros empujando y por fin ya está en la mesa.
Bien sujeto entre los cuatro o cinco persona se llega al sacrificio, ahora tiene que venir el pescador del pueblo con la romana, ya empiezan las especulaciones que si 11arrobas, más de 12 y al final las apuestas, alguno perdía no poder beber vino dulce en las pruebas de los magros. LA VOZ DEL MAYOR, niño ahora a chamoscar lo ves a buscar el farol que no tenemos fuego El Niño con el farol pero cuando llegaba la paja ya ardía que desilusión y que rabieta.
Al final rasca que te rasca, dorado el cerdo la rifa de las tetillas entre los currante, nunca había para el que había matado el cerdo en señal de castigo.
Empieza el despiece a casa de Don Antonio el veterinario la muestra para reconocer de la triquinosis, siempre era bueno no lo he entendido nunca pero es así, (don antonio con el dinero que cobraba y la carne que se quedaba pudo comprar una moto de OSSA, de gran cilindrada y invitó a su señora a ir a Salamanca y cuando estaba OOR Beleña la mujer se cayo y cuando llego a SALAMANCA SE DIO CUENTA QUE SU SEÑORA NO ESTABA, volvió para recogerla pero como no sabía dónde la había perdido se fue a casa la puerta estaba cerrada y la mujer lo castigó tres dias sin que pudiera entrar en casa. (fijemos nos si es ahora lo que hubiera pasado,) pues a raíz de esto luego tuvieron cinco hijos. ya no se separaron nunca.
Claro a las matanzas venían los familiares que se habían salido fuera a la ciudad, muchos allegados no sabían bien el ritual recuerdo que a la señora María en la primera vez le hicieron ira buscar la máquina de afeitar los pelos del cerdo de debajo la pata, cuál fue la inocentada que vivió 99años y seguía contando la inocentada.
Otro chico espabilado y muy noble le dijeron has de ir a buscar el molde de hacer chorizo a casa de tu suegro, solo había un Klm de distancia, allí tenía en un saco bien atado el molde con un letrero que ponía muy frágil cuidado no se rompa cargátelo a la espalda y llévalo a la matanza, el buen nano con su saco del molde que apenas podía tardo 30minutos en llegar, sudado, cansado, y sediento le dieron del porron diciéndole que era vino dulce y cuando lo probó era vinagre todo desilusionado cogio un cabreo y abrió el saco del molde y qué sorpresa en contro, cuatro piedras gordas que no eran moldes ni nada era la broma de la matanza para listos y menos listos que servía de alegría y diversión en la ceremonia del CERDO.
Esta es la primera parte la segunda está por hacerse el despiece, lavados de tripas y chorizos donde a las mujeres les encantaba COGER las tripas en el canuto de la máquina no se porque eran suaves o les gustaba disfrutar con los chorizos que hacían,
Colorín colorado este cuento se ha acabado. CABEZUELA CAPITAL DE LAS ESCRIÑAS
EL RESPETO A LAS PERSONAS:
Desde niño en Cabezuela, todos teníamos un respeto y una educación que se formaron en valores. Hoy lo que voy a contaros algunos lo recordaremos otros tal vez no!
Primero a parte de algunas descripancias entre las familias había una solidaridad absoluta en los momentos críticos de cualquiera, siempre se compartían las penas y las alegrías.
Se moría una vaca, ternero, las familias iban a comprar la carne para solidarizarse por la pérdida económica para que fuera menor.
Alguien enfermo a cualquier hora siempre había un vecino que con su caballo corría a llamar al médico, se hacía la matanza tío CANDIDO, tío fondo, tío Simon etc a las casas IVAN a matar aquellos cerdos que durante un año en cada casa se criaban a base de salvados, gamones que recogíamos los chavales en el campo, se hacían los chorizos sabrosos seleccionando los jamones y lomos que al calor de la lumbre se curaban. mientras tanto los niños recogíamos pellas de zarzas para celebrar la matanza, allí hasta las altas horas de la noche contábamos los cuentos y chistes que eran sencillos y sanos. De este rico embutido cualquiera de los niños si pasaba por una casa y estaban merendando la familia les daba.
Esto era SOLIDARIDAD/APRECIO/RESPETO Y HUMILDAD DE SENCILLEZ.
Re respeto a todos les llamábamos tío o tía en sentido de afecto.
Cuando veíamos al Sr cura la salida corriendo a darle los buenos días y besar la mano, el Sr. maestro educador, seguidor de la vida de los niños, el comprendía que los padres estaban en el campo por lo que era tanto o más respeto que a los padres.
Al llegar a casa los niños sobre el escurecer buenas noches en respeto a la familia,
Al irse a la cama el a dios y hasta mañana si Dios quiere todo era EDUCACIÓN/RESPETO/, pero éramos mejores o peores que ahora? Pues no éramos más pobres y más felices más integradores en la Sociedad que hoy se hecha a faltar.
Porque era este sistema, algunos dicen que era sistema franquista, pues yo digo y pienso que no.
Sencillamente era una necesidad creada por la penumbra de la guerra, la necesidad de la escasez en todo que con llevaba a esta forma de actuar.
Por eso hoy aquello lo que nosotros no teníamos que lo tengan nuestros hijos. mal vamos porque no sabrán valorar lo que es tener poco y compartir con los demás.
POR ESO AQUELLO QUE ME ENSEÑARON POR EL MUNDO VAYAS Y DE LOS TUYOS HAYA. Y NO HAGAS MAL Y HAS BIEN Y NO MIRES AQUIEN "
Como cambiaría esta sociedad que vivimos dentro de un bloque de hielo, frío y que se deshace sin saber porque.
LA ERA Y SUS VIGILANTES:
Durante el día se aventaba la paja para sacar el grano y hacer el muelo.
Los jóvenes de cierta edad, la ilusión era ir a dormir a la era, se dormía sobre paja de algarrobas porque la era la que más calor daba al cuerpo.
Junto a un rescoldo de haces de trigo se hacía la cama.
Se esperaba los mozuelos a dormir un sueño corto, para luego salir en coya.
Saltando paredes y cortina LES se divisaban las luces de las ventanas de las habitaciones.
Ansiosos un día mi amigo de querer llegar el primero cayó sobre la ventana, cuál fue el susto que al ruido salió el padre de la chica que en la alcoba estaba a punto de entrar en la cama.
No contento seguimos la escalada para ver a otra chica del pueblo que era el morbo que nos llamaba, nuevo fracaso en una zanja un tropiezo y salto del gato que a la caza estaba de COGER al pajarito que dormía cerca de la ventana, tiro el cigarrillo de ideales que llevaba, y dijo ya no aguanto más de tanto susto en medio campo se tuvo que bajar los pantalones acabadas sus necesidades el papel de W, era la hoja de la hierba de lagarto que por allí se encontraba.
Reanimados de tanto susto nos disposimos a por la tercera ventana, quien no quería ver a la moza desnudarse y ver cómo se metía en su cama? cosa que hoy con tantas películas y TV, no habría de tanta necesidad de hacerlo..
Noche oscura porque apenas esta noche la luna y las estrellas no alumbraban, con la pena de no conseguir el objetivo marchamos saltando prados hacia la era.
Cuál fue la sorpresa nuestra alguien había venido el muelo esparramado, que susto pensábamos que el trigo nos lo habían robado, esto no fue lo malo mi amigo Paco me llamó y me dijo corre que a mí se me han llevado las mantas y la pala que tenía para defenderme, nos juntamos nueva mente y por más que buscamos las mantas no aparecieron.
Al final decidimos dormir juntos, llegó la mañana con el Rocío y la luz del día y vino el tío MANOLON, que era el vecino que de guasa tenía un montón y nos dice, la cama dura pero era la tuya y la de la era del lado como no estás allí, callados y asustados le digamos mire que teníamos mucho miedo y no queríamos que nos robaran nada, el con un poco de guasa nos dice mirar chavales si estuvierais por la labor nadie os quitaría nada, ya veréis si cuando paco vaya a su era tiene todo como lo dejo su padre.
Nos empezaron a temblar las piernas que parecían palillos que soñaban como castañuelas, y el astuto MANOLON se dio cuenta nuestro estado nos llevó detrás del montón de haces de centeno y nos dijo levanta muchacho el haz, cuál fue nuestra sorpresa que allí teníamos las mantas y la pala.
Menos mal respiramos de nuevo y pensamos en casa no nos riñaran porque todo lo tenemos el trigo y las mantas.
Pero el MANOLON, no conforme dijo si hubierais estado aquí en lugar de ir a ver desnudar a mi hija yo no hubiera. venido a robaros las mantas, por eso nos dijo si siempre cumplís con vuestro trabajo nadie os quitara las mantas. LA ERA Y LA NOCHE DE VIGILANTES.
El JUEGO DEL CALVO EN
CABEZUELA Y SUS ALREDEDORES:
Con palo de encina en forma de v, se le daba la forma con la azuela de cabresto o de carpintero.
De la parte de arriba más fina en punta y la parte ancha para colocarlo en la tierra.
Una vez colocado en el valle se media 11mts, como ahora los penaltis solían jugar tres parejas a nueve tiradas bajo la mirada atenta de un árbitro, el cual determinada la calva correcta o no.
Como en todos los juegos a demás del calvo y el jugador se contaba con el Marro o bien de hierro a granito uh que suerte el chicarron que se hacía famoso en la comarca, pues el amor de las chicas les llegaba de sopetón, no era un Mesi o un Ronaldo pero por aquella época casi más.
Cómo iban de pueblo en pueblo compitiendo una vez uno de estos mozatones pudo enamorar a tres guapas señoritas que ilusionadas estaban con su Galan.
Comenzaba la liga, el domingo de verano podía disculparse de ir a ver la enamorada porque en el campo tenía que recoger la mies si se había concedido el permiso porque el Domingo era día dePrecepto de oír misa y no trabajar, si así no fuera la autoridad o la guardia civil te obligaban a irte del campo, dicho esto un día en el torneo de la calva que sucedió, pues como los pueblos están cercanos las tres chicas cansadas de que su novio con las tres jugaba además de a la calva fueron las tres muy bien ataviadas, dejaron que comenzarán la competición y cuando ya iva a punto de ganar y llevarse la copa el campeón llegaron las tres y le cantaron sigue con tu juego traidor que con nuestro amor no se juega por mucho que tú seas campeón, fue tanta la decepción que perdió la partida de retiro del juego y se quedó solterón hasta sus últimos días, jamás pudo encontrar otro amor y se le conoció como el Solterón de Calvo. Por eso decimos en CABEZUELA SE COGE ANTES A UN MENTIROSO QUE A UN COJO""no puedo dar el nombre porque se podrían enterar sus sobrinos.
MI PUEBLO CABEZUELA EN SU AMBIENTE AÑOS 1950/1966. Doscientos cincuenta personas, un pueblo de ganado, ovejas merinas, negras y churras.
Un pastor y un mayoral de ganado, tarde de primavera una campana pequeña con sonido celestial avisan que el ganado sale de los establos a la dehesa a comer las hierbas verdes y esponjosa que el campo ha criado tras las lluvias de Abril tempranero.
Calle arriba calle abajo todos sacan sus vacas para juntarlas como si fueran hermanos para ir al destino del abrevadero como eran las aguas de la charca de los Casetones. de los pedazos, cornejon, ya no hay pamplina verde para las ensaladas que a casa llevábamos los niños y con un poquito de aceite, vinagre y sal servía de un primer plato a las familias.
El vaquero con su onda de piedras y su. callada arrea las vacas que con sus cencerros tocan y alegran los cantos de las ranas.
La caseta de piedra era el habitáculo de aquel vaquero que conoce de quién es cada vaca, cada ternero y cuantas reses puede llevar cada vecino.
El tranquilo y sereno descifra el ganado como joyas del pueblo porque después se venderán en el mercado semanal de GUIJUELO, donde su propietario y chalan se pongan de acuerdo y tal vez un intermediario pícaro que cobraría comisión del vendedor y del comprador sí consiguió que se dieran la manos en señal de acuerdo.
El pastor con sus ovejas churras y merinas y alguna negra que destacaba entre el rebaño, las lleva también a abrevar al abrevadero, llevando en su cuerna las patatas machadas, y su torresno para la cena, dormirá en la choza al cuidado para que no venga el lobo, y El como el lazarillo del Tormes no le faltará ese perro que acorralaba las ovejas y entre cañizos las metía, en la tierra de barbecho para con sus incrementos pequeñas pelotitas como granos de café, abonaban la tierra.
El sacaba las tijeras y esquilaba las ovejitas y con la lana en sacas grandes a las almacenes las vendían para hacer tejidos y mantas en BEJAR, TARRASA y ZAMORA, donde las grandes fábricas tejían una vez lavada.
Todo era un ritual de armonía, y que de aquella carreras que cuando llegaba la mosca picaba a la vaca a más de 50 Klm corría porque el aguijón le dolía como si fuera más doloroso que las sanguijuelas que en la lengua se le había clavado cuando el agua bebía.
Historias de un vaquero y un pastor que con sus voces y caricias las vacas y ovejas conocían.
No son los ganados tan tontos pues en Cabezuela decíamos "eres más tonto que un burro porque tu tropiezas en la misma piedra dos veces y el burro solamente la primera."