YELZ (Navarra)

Habitantes: 11  Altitud: 660 m.  Gentilicio: Iheltarras 
Hoy amanece en YELZ a las 05:35 y anochece a las 20:30
Nº fotos: 7  Nº mensajes: 8  Visitas / día: 4 

Información general sobre YELZ:

Situación:

Y E L Z o I H E L T Z.-

.- Hinojal.

Iel = hinojo.

Ez, tza, subfilo abundativo.

Tomando la descripción de Altadill, en 1920, lo encontramos situado al S.O. del Valle, de terreno escabroso, goza del monte el Oscuro, 99 hectáreas de pinos y pastos; 16 viviendas con 74 moradores, caja rural, parroquia de san Vicente, ermita de san Cristóbal, dos fuentes, frontón, canteras calinas, un arroyo constante, ganado lanar, mular y vacuno.

Hoy todo esto se ha reducido a un solo vecino en el censo de 1986, si bien en la actualidad hay dos familias viviendo y varios vecinos de derecho.

Fijándonos un poco en las fuentes, hay registradas nueve: Camino de Azpa, Capuchinos, Junqueral, Mosquera, - de esta se recibía con anterioridad el agua de uso corriente-, Regadíos, Untzalet, del Pueblo, del Moro y Oinkua -actual suministradora del agua a la población.

Mención aparte merece la del Moro, medieval, con arco de medio punto y frontis dividido en dos.

Con siete escaleras que conducen al nacedero, de buena piedra y conservación regular. Hoy día se ha logrado recuperar con su restauración mediante auzolán al igual que la fuente del pueblo y el lavadero.

Tradiciones orales manifiestan que Yelz proviene de una princesa mora llamada Hielzamina, tal vez entroncándola con la fuente, si bien Altadill comenta que recibían ese nombre por su gran antigüedad y que nadie en el lugar conocía su origen.

Ayuntamiento:

Lizoáin-Arriasgoiti.

Monumentos:

Fuente del Moro, fuente de época medieval perfectamente conservada.

Fiestas:

Último fin de semana de julio

Costumbres:

Romería a la Trinidad de Oscariz en Mayo. A san Pedro de Aguinaga en Junio.

Historia:

Y E L Z o I H E L T Z.-
.- Hinojal.
Iel = hinojo.
Ez, tza, subfilo abundativo.

Tomando la descripción de Altadill, en 1920, lo encontramos situado al S. O. del Valle, de terreno escabroso, goza del monte el Oscuro, 99 hectáreas de pinos y pastos; 16 viviendas con 74 moradores, caja rural, parroquia de san Vicente, ermita de san Cristóbal, dos fuentes, frontón, canteras calinas, un arroyo constante, ganado lanar, mular y vacuno.
Hoy todo esto se ha reducido a un solo vecino en el censo de 1986, si bien en la actualidad hay dos familias viviendo y varios vecinos de derecho.
Fijándonos un poco en las fuentes, hay registradas nueve: Camino de Azpa, Capuchinos, Junqueral, Mosquera, - de esta se recibía con anterioridad el agua de uso corriente-, Regadíos, Untzalet, del Pueblo, del Moro y Oinkua -actual suministradora del agua a la población.
Mención aparte merece la del Moro, medieval, con arco de medio punto y frontis dividido en dos.
Con siete escaleras que conducen al nacedero, de buena piedra y conservación regular. Hoy día se ha logrado recuperar con su restauración mediante auzolán al igual que la fuente del pueblo y el lavadero.
Tradiciones orales manifiestan que Yelz proviene de una princesa mora llamada Hielzamina, tal vez entroncándola con la fuente, si bien Altadill comenta que recibían ese nombre por su gran antigüedad y que nadie en el lugar conocía su origen.
A un rectángulo y techumbre plana se reduce este templo. Se sabe que es de reciente construcción con las piedras de la anterior iglesia. Delante de la puerta se han colocado dos losas sepulcrales procedentes de la antigua parroquia: la inscripción de una de ellas es: "esta sepultura es de la casa de Migueleña cuio dueño es Mar de Armendariz, año 1742". En la segunda leemos "aquí iace el abad d Mar Remirez... Dr del capellán año 1593.
El retablo mayor, de tamaño reducido, estilo rococó, por el que se tienen noticias de haberse pagado en 1751, 480 reales al maestro arquitecto José Ferrer. Para el sagrario se aprovechó uno del siglo XVII, trapezoidal. En la actualidad el retablo carece de imaginería.
En el lado de la epístola cabe reseñar un retablillo-hornacina, barroco decorado con abundante follaje. Su pila bautismal, medieval, es de fuste troncocónico con dos molduras baquetonadas y taza semiesférica lisa.
Como carece de culto desde hace varios años, algunas piezas de orfebrería se conservan en la iglesia de Lérruz. Tal es el caso de un cáliz de plata barroco liso con la marca de su autor Aguina/Galde y año 1796. Muy semejante es el copón. La Cruz de plata parcialmente dorada puede ser contemplada en el Museo Diocesano. De estilo rococó en su decoración abundan las tramas de rocalla repujada. Las imágenes se apiñan en el nudo donde aparecen los santos Pablo, Juan, Andrés y Santiago, además del Crucificado y la Virgen del Rosario. Es también de Aguina/galde, y está realizada con finura y destreza.
De la existencia de ermitas consta la de san Antonio y san Cristóbal. De esta última en el alto entre los valles de Egües y Lizoáin, quedan piedras y vestigios de su cimentación. La primera no ha dejado recuerdo. En 1798 y en visita de inspección, se ordena se retoque su imagen o se ponga bulto nuevo y se recorra toda la fábrica. Hay noticias de ella por un pleito del año 1583 al trasladar el culto de la ruinosa iglesia a esta ermita.
Entre su caserío no hay nada que reseñar al haber sido tiradas dos casas en ruinas con puerta de medio punto y clave con un jarrón y fecha de 1771. Se comenta de una leyenda de la existencia de una princesa mora llamada Hielzamina, tal vez entroncándola con la fuente, si bien Altadill comenta que recibían ese nombre por su gran antigüedad y que nadie en el lugar conocía su origen.

Turismo:

Hípica.

Si quiere agregar o modificar información general, pulse sobre el siguiente enlace: actualizar información de YELZ