CABOALLES DE ARRIBA (León)

pueblo
Es un pequeño paraiso, lleno de color, olor, vida, donde mis ojos vieron por primera vez tanta maravilla.
El verdadero coste del Estado de Bienestar

¿Sabe usted, querido lector, qué proporción de su renta, ganada con su esfuerzo, le es sustraída por el leviatán del Estado si sumamos todos los impuestos directos e indirectos que usted paga cada año?
El Estado de Bienestar sigue dos normas fundamentales: ocultar el nivel real de recaudación con el que esquilma al ciudadano-contribuyente y piropearse constantemente describiendo sus supuestos beneficios para la mayoría de votantes (mientras abandona ... (ver texto completo)
Hola tendria que haber muchas personas como usted que expricaran bien lo que nos estan haciendo...... Es malo la dictadura pero yo creo que para el obrero que vive de su trabajo era mucho mejor que esta de mocracia, por lo menos lo poco que cobravas te lo metias al bolsillo y no tenias que dar cuenta a nadie, y pensandolo bien que veneficios tiene el obrero el poder hablar o votar si tiene que votar para los que an puesto, no para los que elegio el pueblo, porque no les dejan elegir ninguno, podria seguir diciendo muchisimas coses pero mi capacidad para escribir no me lo permite, porque habria mas que se fijaran en las faltas de ortografia que en el contenido de la escritura, y es que mi generacion no tuvo la suerte que an tenido las del 80 o 2000 que continuan estudiando hasta 20 y tantos años, y dispues se dejan en gañar mas facil que los que casi no emos ido a la escuela y a 15 años emos tenido que empezar a trabajar, para poder construir los que otros con muchas ambiciones al poder lo destrozaron un saludo. Enrique
Como parece que existe algún problema a la hora de enviar correctamente el mensaje, lo intentaré otra vez.
A todos los foreros y vecinos de CABOALLES DE ARRIBA:
SI QUEREIS TENER NOTICIAS DE NUESTRO PUEBLO Y DEL VALLE DE LACIANA, CONSULTAR EN INTERNET: "LACIANA DIGITAL".
Saludos y hasta siempre.
para todos los foreros y vecinos de caboalles de arriba:

si quer
para todos los foreros de caboalles de arriba:

si quer
El verdadero coste del Estado de Bienestar

¿Sabe usted, querido lector, qué proporción de su renta, ganada con su esfuerzo, le es sustraída por el leviatán del Estado si sumamos todos los impuestos directos e indirectos que usted paga cada año?
El Estado de Bienestar sigue dos normas fundamentales: ocultar el nivel real de recaudación con el que esquilma al ciudadano-contribuyente y piropearse constantemente describiendo sus supuestos beneficios para la mayoría de votantes (mientras abandona a la intemperie a la minoría más desfavorecida, a la que tendría obligación grave de proteger, por carecer de interés electoral). Utilizando varios trucos, la oligarquía parasitaria (“organismo que vive a costa de otro, alimentándose de él y depauperándolo sin llegar a matarlo”), experta escamoteadora, logra que el nivel real de extracción coercitiva de la propiedad privada de los ciudadanos necesaria para costear el tinglado pase desapercibida.

El primer truco es no cobrar un único impuesto sino ir inventando una multitud de impuestos distintos, a ser posible cobrables por entidades administrativas diferentes (Estado, Autonomías, Ayuntamientos) y en distintos momentos del año, para mayor camuflaje. Hoy en día el ciudadano paga impuestos tres veces: por ganar dinero (impuestos directos como el IRPF), por gastarlo (impuestos indirectos como el IVA, impuesto de matriculación, o los impuestos especiales sobre hidrocarburos), y por conservar lo que le quede (IBI, Impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica, Impuesto de Patrimonio, etc.). A éstos habría que añadir todo tipo de tasas e impuestos menores.

El segundo truco es la retención a cuenta. Los políticos, siempre tan arteros, pronto entendieron que ojos que no ven, corazón que no siente, y que era mucho más indoloro que el contribuyente recibiera su salario neto de impuestos que exigirle pagar después de haberle dejado saborear los frutos de su esfuerzo durante unos meses. Este truco ha sido tan exitoso que muchos contribuyentes se alegran porque su declaración de IRPF “sale a devolver”, sin tener en cuenta todo lo que Hacienda les ha sustraído previamente.

El tercer truco es clave para el Estado de Bienestar y consiste en llamar a uno de los principales impuestos “Seguridad Social”, que suena fenomenal. Mediante esta argucia se hace creer al contribuyente que de algún modo está ahorrando para su jubilación cuando, en realidad, sólo está financiando las pensiones actuales. Asimismo, se le hace creer que adquiere un derecho, o sea, que existe una obligación por parte del Estado de tener fondos suficientes para financiar su pensión futura cuando se jubile (“ ¡tenga usted la Seguridad!”). En realidad el contribuyente, incluyendo aquél que haya estado cotizando toda una vida, no tiene derecho legal alguno a percibir ni un céntimo del Estado cuando se jubile, sino que tan sólo cuenta con la vaga promesa (que yo no calificaría AAA) de un político que está de paso. Los pensionistas del futuro lo descubrirán cuando vean disminuir el poder adquisitivo de sus pensiones públicas hasta que no den más que para palomitas (ahora sin ironía, ¡tenga usted la seguridad!).

El cuarto truco se llama progresividad fiscal, que establece como norma sacrosanta la existencia de tipos de gravamen crecientes en función de la renta. Este truco resulta particularmente perverso porque se reviste engañosamente de justicia con la perogrullada de que es justo que pague más quien más tiene (o quien más gana). En realidad, ésta es precisamente la definición de proporcionalidad: con un tipo impositivo proporcional alguien que gane diez veces más que otro pagará diez veces más impuestos (la proporción es algo mayor si incluimos la justa exención de las rentas más bajas). En realidad la progresividad fiscal es la forma sibilina con la que los políticos del Estado de Bienestar aumentan brutalmente los impuestos al contribuyente medio utilizando el siempre poderoso sentimiento de la envidia. El contribuyente aceptará con mayor facilidad una subida de impuestos si cree que su vecino más rico pagará aún más: “No se me enfade, los ricos pagarán aún más”. “Oh, ya me siento mejor: súbame los impuestos, por favor”.

El último truco consiste en mantener deliberadamente desinformado al contribuyente sobre el destino de los impuestos. ¿Sabían que sólo para pagar a los casi tres millones de empleados del sector público (que, por cierto, cobran de media un 50% más que los empleados del sector privado) se requiere la suma de la totalidad de lo recaudado por IRPF y una gran parte del IVA?

Volvamos al comienzo: ¿cuánto cuesta de verdad el llamado Estado de Bienestar? Pues bien, si sumamos la recaudación de IRPF, IVA e impuestos indirectos, los tributos locales (IBI, IVTM, etc.) y las contribuciones a la Seguridad Social, deduciendo lo que aportan al erario público las clases pasivas y los empleados públicos (sometidos a la misma fiscalidad aberrante) para obtener sólo su coste neto, y dividimos la cantidad resultante entre la suma de salarios y demás rentas de los trabajadores del sector privado que sostienen a duras penas todo el tinglado, ¿cuál es el tipo impositivo medio que paga cada trabajador para financiar el Estado de Bienestar? Agárrense: de media, cada trabajador español paga cerca del 65% de su salario en impuestos. O sea: de cada 100 euros que usted gana cada año con su esfuerzo, querido lector, el Estado se lleva 65 euros y a usted sólo le dejan conservar 35. De esos 65 que le quitan, a pensiones, educación y sanidad (la coartada) se destinan aproximadamente 27; los 38 restantes se destinan a mantener el tinglado, si me permiten resumirlo así. Ahora imagínense que no existiera más que un único impuesto, que no se practicara retención alguna y que el 30 de junio le exigieran al ciudadano el pago del 65% de todo lo que ganó el año anterior: ¿cuánto tardaría en producirse una revolución del contribuyente?

El Estado de Bienestar se ha convertido en un eufemismo totémico que nos va conduciendo inadvertidamente hacia un sistema despótico en el que una gigantesca burocracia política y administrativa arrebata al ciudadano una parte creciente de su propiedad privada con el pretexto de la prestación de servicios públicos “gratuitos”, mientras va reduciendo paulatinamente su grado de libertad hasta la linde de una servidumbre encubierta. Heredero subrepticio (por incruento) de los totalitarismos del s. XX, en el Estado de Bienestar el déspota (“soberano que gobierna sin sujeción a ley alguna (…) y abusa de su poder o autoridad”) no es un individuo, sino una oligarquía parasitaria que requiere para su subsistencia de un nivel creciente de recaudación.

Históricamente los Parlamentos nacieron para otorgar derechos a los ciudadanos-contribuyentes y defenderles, entre otras cosas, de una recaudación abusiva y arbitraria por parte del soberano. Así ocurrió en las Cortes de León de 1188 (las primeras cortes de la Historia) o en el Parlamento de Inglaterra en el s. XIII. Hoy en día, el Parlamento se ha convertido en un apéndice más del nuevo soberano, la oligarquía parasitaria, y aprueba constante y alegremente la creación de nuevos y excéntricos impuestos (o el aumento de éstos) despreciando al contribuyente y reduciéndolo a una total indefensión. De hecho, el contribuyente español del Estado de Bienestar del s. XXI tiene menos capacidad de decisión sobre la cuantía de los impuestos que paga que el que tenía el súbdito de las monarquías del s. XII, hace casi 900 años. Y luego dicen que estamos ante un avance de la civilización.
¿EN QUE FASE DE LA VIDA NOS ENCONTRAMOS LA MAYORIA DE LOS NATURALES DE CABOALLES DE ARRIBA QUE PARTICIPAMOS EN ESTE FORO ¿.

1. Tercera edad: Oficialmente comienza a los 60 y se supone termina a los 80, pero no hay consenso.

2.- Cuarta edad o vejez: Se inicia a los 80 y termina a los 90.

3.- Longevidad: Se inicia a los 90 y termina cuando te mueres.

Yo ya me encuentro en el punto 1 y mi objetivo es llegar al 3 si el de arriba lo tiene a bien, aunque esto le suponga un disgusto al Montoro de turno.

¿Que objetivo os marcáis?
ya llovió
Hugo por favor dime como se llamaba tu abuelo.?
Hola Juan soy Roson de Argentina mi abuelo vino de Caboalles de arriba
Diez sugerencias para 2017
César Vidal
El Blog de César Vidal |

Ya estamos en 2017 y, como en otras ocasiones, me permito brindarles unas sugerencias para los próximos doce meses.
1. No se deje dominar por la ansiedad. Entre los impuestos y el desempleo no van a faltar motivos, pero, con todo y con eso, aunque haya situaciones que no pueda arreglar, el año concluirá al cabo de doce meses y la vida continuará. Preocupaciones no las justas; las menos.

2. No deje que lo muevan a empujones. Jesús dijo que había que observar los lirios del campo y las aves del cielo para entender lo que pasa. No podrá hacerlo sin tomarse tiempo para reflexionar con calma. Por eso, no permita que los políticos, los medios y otros expertos en manipulación lo aceleren engañándolo. Contemple sólo la realidad de las cosas y no se deje manipular por otros.

3. Sea aunque no tenga. Lo que haya ganado honradamente con su esfuerzo intentará quitárselo, con razón o sin ella, el Montoro de turno. Razón de más para que no ponga su corazón en lo material. Céntrese en su interior porque lo que usted sea por dentro nadie podrá arrebatárselo jamás.

4. Saboree cada segundo agradable. Los buenos momentos no regresarán, de eso puede estar seguro, pero sí podrán quedar almacenados para aquella época difícil en que necesite recuerdos que endulcen su vida.

5. No espere soluciones de los políticos. Los pobres ya tienen bastante con sortear escándalos, no acabar en el banquillo o mantener colocada a su gente. Tiempo para pensar en usted les queda poco, la verdad. Así que no se haga ilusiones. Como crea usted que le van a arreglar algo, lo va a lamentar.

6. Cuide de sus amigos. Los verdaderos valen más que oro en paño. Los distinguirá porque si vienen mal dadas seguirán a su lado. En cuanto a los otros, si los pierde y demuestran ser unos ingratos, no se duela. La pena es que no quedara antes de manifiesto su verdadera naturaleza.

7. Escuche, pero sin compromisos. Sea especialmente cuidadoso con los que lo adulan, lo envidian o lo aborrecen. Y tampoco pierda el tiempo. Por regla general, el suyo es más valioso que el de los pesados que no tienen ningún problema en hacérselo perder.

8. Pase de aquellos que sufren porque a usted le van bien las cosas. Sólo faltaba que tenga usted que quedar a merced de los envidiosos. Si se quieren condenar que se condenen.

9. Lea con calma y atención la Biblia. Los tiempos son difíciles y todo se tambalea. Precisamente por eso, resultan indispensables para la vida cotidiana las verdades eternas y ésas no las va a encontrar en ningún hombre y

10. Confíe en Dios. Guste o no, es mucho más seguro que el gobierno, el sistema bancario, el cobro de las pensiones o el Fondo Monetario Internacional y esperemos que no tenga usted que comprobarlo de mala manera. Nadie lo escuchará, lo guardará y lo protegerá como El y además no cobra por ello. Dicho lo cual: les deseo un próspero y sosegado año 2017. Y, si no sucede nada especial, hasta el día 9 que, Dios mediante, regresamos con las emisiones de La Voz. God bless ya! ¡Que Dios los bendiga!
Ángeles Álvarez Beneitez (Gelines).
Feliz Año Nuevo para todo Caboalles de Arriba
Felices fiestas para todos los foreros, principalmente para Pepe que es el que lo va manteniendo vivo, esperemos al 2017 con un poco mas de entusiasmo, uncariño para todos
! FELIZ NAVIDAD!

Que en vuestros Hogares nunca falte lo esencial en la Vida: Amor para brindar, Alegría para contagiar, Fe para motivar, Salud para persistir y Esperanza para soñar”.

Felices fiestas navideñas y que el 2.017 os traiga a todos salud y prosperidad.
Esto que es, caboalles de arriba o un pedazo de cielo?
perdón?