BLIMEA (Asturias)

BLIMEA: Bobadillas…...

Bobadillas…
¡Ay, Dios mío, que pitote!, ¡Virgen Santa, que follón!,
mi Patria se me va a pique, un político, un cacique,
un obseso del sillón, por favor, no se haga el longuis,
España se lo reclama, ¡dennos una solución!.
El tonto de Zapatero, en su estulticia supina
nos llevó a negro agujero, y lo quiso rematar
echando coplas al viento con tonterías sin cuento,
y su famosa “Alianza” con la cual llenó la panza
de muchos conmilitones, y encima con la “Memoria”
por tan agria y tan rabiosa, ya nos tocó los cojones.
Luego viene don Mariano, que gobierna quedo, quedo,
y tan poco se menea, que parece Don Tancredo.
Aquí quien no manga, trinca, los capitales se van,
que si Pujol, que si Barcenas, que Rato también trincó,
todo el mundo se lo lleva, calentito, ¿y que pasó?
que en el bolsillo del pobre el agujero creció.
Ahora nos viene Pedrito, chico guapo y resultón,
más tonto que Zapatero, y quiere ser Presidente,
es su mayor ilusión, aunque por lograrlo
tenga que empeñar los dientes o cargarse la Nación.

Y que decir del Coletas, Pablito por nombre lleva,
fiel a su amigo Maduro y pretende gobernar
España como un cortijo y dejarnos sin un duro.
Es un guarro, pero pijo, y no me engañes, Pablito,
que lo tuyo son los moros, y España, sucio piojoso,
España, cacho rijoso, España, te importa un pito.
Un burofax, por favor, un watsap, un telegrama,
un email al Paraiso, que España lo está pidiendo,
que lo estamos deseando, y todo español de bien
firmaría un cheque en blanco porque viniera unos días
aquel que esto arreglaría, como la vez anterior,
así que me uno al coro y de corazón imploro,
gritando a pleno pulmón: ¡Escúchanos, Señor Santo!
por favor, ¡Escúchanos!, por favor, …. ¡Que vuelva Franco!.