OVIEDO (Asturias)

Otoño en el parque

Parque de San Francisco. En el centro de Oviedo y verdadero pulmón para los que aquí vivimosNunca encuentro una respuesta
a una pregunta repetida
que me diga cuál es
el verdadero alma
de un poema
cuando antes de escribirlo
solo un papel y un lápiz
me rodea.

El cielo tampoco me lo explica
casi siempre la noche
me acompaña
sin atisbar otro color
que el azul negro revestido
de la humedad gris
de mi tierra.

El mar no está muy lejos
pero las olas no parecen
estar vivas
y también duerme el río.
Se enmarañan las voces
que me aman
con las de aquellas
que me amaron y se han ido
o fui perdiendo por los caminos
que transité
al lado de mis sueños.

Solo puedo decir
que me desangro entero
cuando escribo
aunque no sepa qué parte
de mi alma es la que llora
y aquella que me abraza
y me sonríe
aunque a veces siento
en los ojos y en mi boca
que es la misma
que heredé de Oviedo.

Oviedo, mi alma
Carlos Fidalgo.
usuario 175223

Otoño 2015.
(Noviembre de 2015)