CUDILLERO (Asturias)

CUDILLERO: Un balcón lleno de flores...

Un balcón lleno de flores
con un precioso escenario,
Cudillero tiene amores
de paisaje extraordinario.

Calles con grandes pendientes
testigos de triunfo y llantos,
si el mar enseña sus dientes
se notan los sobresaltos.

El Cantábrico es testigo
y a la vez es miedo amargo,
Cudillero es el abrigo
cuando el barco no es muy largo.

Los pensamientos afloran
y nada puede borrarlos,
mil colores hoy decoran
que aqui lograron buscarlos.

Cudillero de emociones
donde el Cantábrico es bravo,
ladera con condiciones
para no sentirse esclavo.

El amor por Cudillero
es fácil de interpretarlo,
no hay porque ser marinero
sólo llegar a admirarlo.

Pisar sus calles en cuesta
ver el vaivén de sus barcos,
Cudillero es una fiesta
aunque existan los atascos.

Quien conoce Cudillero
ya nunca podrá olvidarlo,
con sol o con aguacero
quieres volver a pisarlo.

Su mensaje no se olvida
es imposible borrarlo,
el Cantábrico da vida
y aqui llegas a notarlo.