La plaza (foto antigua), VALDEAVELLANO

(Junio de 1967)
Cómo pasa el tiempo...! Para la picota apenas cuenta, pero para los pobres mortales es más de media vida, y en nuestros huesos lo notamos...