Pueblos de España

CAZORLA (Jaén)

Habitantes: 9.690  Altitud: 836 m.  Gentilicio: Cazorleños 
Hoy amanece en CAZORLA a las 07:08 y anochece a las 18:54
Nº fotos: 424  Nº mensajes: 58  Visitas / día: 15 

Información general sobre CAZORLA:

Situación:

Gran municipio de la comarca Alto Guadalquivir que ocupa la parte centro norte a modo de franja horizontal.

La superficie del término municipal se reparte entre terrenos de montaña de muy alta calidad medioambiental y natural, con repoblación de pinares y una flora y fauna variada y abundante, que suponen las dos terceras partes del total, al este, y un tercio, al oeste, que ocupa los terrenos de cultivo como el olivar y los herbáceos.

En este municipio, cabecera de comarca y conocido por los encantos de la sierra, se ha desarrollado el turismo de interior ligado a la naturaleza y al parque natural de Cazorla, Segura y Las Villas, convirtiendo esta actividad en la de mayor importancia económica. La ganadería ovina y la actividad forestal complementan a las actividades agrarias principales, ligadas al olivar y cultivos herbáceos.

Monumentos:

Castillo de las Cinco Esquinas. Se le denomina de esta forma por su estructura pentagonal.

Monasterio de Montesión.

Palacio de las Cadenas.

Ayuntamiento. Antiguamente fue el convento de la Merced.

Antiguo Hospital.

Iglesia de San Francisco, siglo XVII. Perteneciente al antiguo convento franciscano. En su interior se conserva la imagen del Cristo de la Consolación.

Palacio de la Vicaría.

Ermita de San Sebastián.

Ermita de San Miguel.

Castillo de la Yedra, siglos XI al XIII. Castillo árabe. En su interior se ha instalado el Museo de Artes y Costumbres Populares del Alto Guadalquivir.

Iglesia de San José, siglos XVI y XVII.

Casa Reyes. Arquitecto: Isicio Ruiz Albusac.

Fuente renacentista de la Yedra.

Plaza de toros.

Puente de la Herrería.

Fuente de las Cadenas.

Plaza de Santa María. En ella se encuentran las ruinas de la iglesia de Santa María y la fuente de las Cárdenas, ambas de estilo renacentista y del siglo XVI.

Casa de las Siete Fuentes.

Mirador de Zabaleta.

Museos

Museo de Artes y Costumbres Populares del Alto Guadalquivir.

Fiestas:

Festividad de san Antón (16/01): En la víspera de la festividad de san Antón, el encanto y embrujo de las calles y plazas de Cazorla se realza con las llamas de las luminarias que los vecinos levantan para celebrar la onomástica del santo.

Tradicional entrada de borregos (18/04): En honor a la Virgen de la Cabeza, Patrona de los pastores por ser encontrada por Juan de Rivas, cuidador de ovejas, en el Cerro del Cabezo, el domingo anterior a la romería de la Virgen de la Cabeza de Cazorla, se celebra la tradicional entrada de borregos: desfile de ovejas adornadas con lazos de colores para ser ofrendadas a la Virgen y que serán subastadas en los días siguientes.

Romería de la Virgen de la Cabeza (25/04): Muchos son los pueblos de Jaén que rinden culto a la Virgen de la Cabeza. Este es el caso de Cazorla que, desde 1861, la tiene como una de sus patronas. Cuenta la voz popular que corría el año 1630 cuando una tormenta sorprendió a un pastor en la Peña de los Halcones y que, atemorizado, pidió auxilio a la Virgen. Pasado el peligro, lo primero que vio fue la imagen resplandeciente de la Virgen de la Cabeza sobre una roca. Aprovechando la ausencia del pastor, que había ido a Cazorla para dar cuenta del hallazgo, habitantes de la localidad de La Iruela se llevaron la imagen y comenzaron a construirle una ermita que, tomados como indicios de la voluntad divina los múltiples accidentes que sufrió, no se concluyó. Definitivamente instalada en la ermita que lleva su nombre y en el lugar que, por primera vez, fue vista, cada último domingo de abril, recibe a un numeroso grupo de romeros. La fiesta comienza la noche del sábado con las llamadas hogueras romeras que están por toda la ciudad y donde es frecuente ver bailar y oír el fandango cazorleño (con ritmo reposado que deja libertad de composición al intérprete). La mañana del domingo se inicia el camino hacia la ermita de la Virgen donde se celebran distintos actos religiosos que la honran. Después, las típicas tortillas de habas, los hornazos, la "cuerva de los romeros" (especie de sangría) y la belleza de la bajada, ya por la noche, de la imagen de María a Cazorla, donde permanece hasta el primer domingo de junio, ponen punto final a esta jornada festiva.

Festividad del Cristo del Valle (1/05): El primer sábado del mes de mayo, tiene lugar la festividad del Cristo del Valle que se encuentra en una hornacina de la Cuesta de Juan Domingo. Conocida por el nombre de "Fiestas Chicas" son las que un barrio ofrece a todo el pueblo y a cuantos visiten Cazorla en esta época del año.

Fiestas de san Isicio (La Caracolada) (14/05): En Cazorla, se celebran fiestas en honor a san Isicio obispo, Patrón de la villa que fuera discípulo del apóstol Santiago, durante los días 14 y 15 de mayo. Desde la ermita de San Isicio, al anochecer del día 14, se baja hasta el templo parroquial la imagen del santo, que lleva en su mano el primer racimo de cerezas de la temporada y el mejor manojo de espigas de la campaña cazorleña. Las blancas calles de Cazorla, con la iluminación artística de sus fachadas mediante candiles fabricados en conchas de caracoles vacías que forman dibujos geométricos de inusitada belleza, resplandecen con esta peculiar tradición conocida por "caracolada" para recibir a su Patrono que, al atardecer del día siguiente, volverá a la ermita que lleva su nombre.

Feria y fiestas en honor del Cristo del Consuelo (14/09): Cazorla celebra sus fiestas mayores durante los días que preceden y siguen al 17 de septiembre. El incendio que sufrió la iglesia de Santa María, del que el Cristo del Consuelo salió indemne, fue el milagro que le hizo obtener el Patronazgo de la ciudad. Actualmente, su imagen, obra de Mariano Madrazo del siglo XVII y de la que se cree que es copia del Cristo de Velázquez, se encuentra en la iglesia barroca de San Francisco. A éste, en la festividad de la Exaltación de la Cruz (14 de septiembre a las 12 horas), los cazorlenses rinden un tributo singular conocido como la entrada del trigo que consiste en un desfile de mozos, ataviados con trajes serranos, que en carrozas engalanadas transportan este cereal. La procesión del lienzo del Cristo que discurre por encaladas calles, de acceso dificultoso pero de inigualable belleza, los espectáculos taurinos y las verbenas populares en las que pueden verse junto al típico traje faralaes andaluz el traje serrano (mujeres ataviadas con mandil, pañoleta y refajo bordado y hombres vestidos con chaleco de rica botonadura, faja ajustada y sombrero de fieltro) hacen que este Conjunto Histórico Artístico que, desde 1972, es la ciudad de Cazorla sea el lugar idóneo para disfrutar festivamente del inicio del otoño en la naturaleza.

Costumbres:

Gastronomía

Gachamigas (llevan torreznos y pimientos secos). Talarines (tortas de masa con setas y liebre o perdiz). Tortilla serrana (tortilla hecha con mucha masa de chorizo). Truchas. Cordero con romero. Melojas. Ajo labrado. Tortilla de collejas.

Dulces: Arroz con leche. Gachas.

Historia:

Los primeros indicios de la presencia humana en las tierras de Cazorla se remontan al VI milenio antes de Cristo, de los más antiguos de la provincia. Se localizaron en el abrigo natural de Valdecuevas, y se relaciona con la cultura de los cazadores con arco.

Durante la etapa ibérica Cazorla estuvo bajo la égida del gran centro ibérico de Toya (Peal del Becerro). De esta fase es el Cerrillo de Depósito y el de Castellones de Cavides.

De su pasado romano existen pruebas de la presencia en la zona de numerosas aldeas cuyo tamaño era superior a la de una villa pero inferior a una ciudad.

Ni durante la etapa visigoda ni en el periodo islámico se menciona específicamente a Cazorla, de lo que se puede deducir que seguiría siendo una aldea sin incidencia especial en los acontecimientos de la época.

En el siglo XIII se produciría un gran giro que convertiría a Cazorla en el centro principal de su zona. Fernando III el Santo concede al arzobispo de Toledo, don Rodrigo Ximénez de Rada, diversos lugares de la zona, aún en poder musulmán, para que fuesen conquistados por éste (1231). El batallador prelado no sólo recuperaría esos lugares, sino también un extenso territorio que, más tarde, daría lugar a la comarca histórica del Adelantamiento de Cazorla.

A lo largo de toda la Edad Media, el Adelantamiento de Cazorla constituyó un feudo de la mitra toledana que ejerció sobre él plenas facultades normativas, judiciales y de gobierno, amén de otras de tipo militar. Los señores del Adelantamiento eran los arzobispos de Toledo, quienes designaban a un adelantado y a otros oficiales para que se ocuparan de su gobierno.

Cuando en 1545, bajo las presiones de Carlos V, fue nombrado adelantado de Cazorla Francisco de los Cobos, secretario del emperador, comenzó un periodo de pugna por el señorío entre la mitra y los Camarasa, descendientes de aquél, que terminó en 1606 con la restitución del Adelantamiento a la iglesia. En 1811, por decreto de las Cortes de Cádiz, concluye el periodo de señorío eclesiástico iniciado casi seis siglos atrás.

Cazorla tuvo un papel muy activo en la Guerra de la Independencia. Tras reiterados intentos, las tropas francesas mandadas por el comandante francés Taudacg, se apoderaron de la villa, a lo que le siguieron acciones guerrilleras de rechazo para las que contaban con el apoyo de los vecinos y la orografía Por sus gestas heroicas las Cortes de Cádiz de 1813 le dieron el título de Ciudad y el de "Muy Noble y Muy Leal". En estas mismas Cortes se concedió al Ayuntamiento el de "Ilustre" y desde el reinado de Alfonso XIII "Excelentísimo" por haberse distinguido en las Guerras Carlistas.

La ciudad de Cazorla fue declarada Conjunto Histórico-Artístico en 1972.

Los primeros indicios de la presencia humana en las tierras de Cazorla se remontan al VI milenio antes de Cristo, de los más antiguos de la provincia. Se localizaron en el abrigo natural de Valdecuevas, y se relaciona con la cultura de los cazadores con arco. Durante la etapa ibérica Cazorla estuvo bajo la égida del gran centro ibérico de Toya (Peal del Becerro). De esta fase es el Cerrillo de Depósito y el de Castellones de Cavides. De su pasado romano existen pruebas de la presencia en la zona de numerosas aldeas cuyo tamaño era superior a la de una villa pero inferior a una ciudad. En el siglo XIII se produciría un gran giro que convertiría a Cazorla en el centro principal de su zona. Fernando III el Santo concede al arzobispo de Toledo, don Rodrigo Ximénez de Rada, diversos lugares de la zona, aún en poder musulmán, para que fuesen conquistados por éste (1231). El batallador prelado no sólo recuperaría esos lugares, sino también un extenso territorio que, más tarde, daría lugar a la comarca histórica del Adelantamiento de Cazorla. A lo largo de toda la Edad Media, el Adelantamiento de Cazorla constituyó un feudo de la mitra toledana que ejerció sobre él plenas facultades normativas, judiciales y de gobierno, amén de otras de tipo militar. Los señores del Adelantamiento eran los arzobispos de Toledo, quienes designaban a un adelantado y a otros oficiales para que se ocuparan de su gobierno. Cuando en 1545, bajo las presiones de Carlos V, fue nombrado adelantado de Cazorla Francisco de los Cobos, secretario del emperador, comenzó un periodo de pugna por el señorío entre la mitra y los Camarasa, descendientes de aquél, que terminó en 1606 con la restitución del Adelantamiento a la iglesia. En 1811, por decreto de las Cortes de Cádiz, concluye el periodo de señorío eclesiástico iniciado casi seis siglos atrás. Cazorla tuvo un papel muy activo en la Guerra de la Independencia. Tras reiterados intentos, las tropas francesas mandadas por el comandante francés Taudacg, se apoderaron de la villa, a lo que le siguieron acciones guerrilleras de rechazo para las que contaban con el apoyo de los vecinos y la orografía Por sus gestas heroicas las Cortes de Cádiz de 1813 le dieron el título de Ciudad y el de Muy Noble y Muy Leal. En estas mismas Cortes se concedió al Ayuntamiento el de Ilustre y desde el reinado de Alfonso XIII Excelentísimo por haberse distinguido en las Guerras Carlistas. La ciudad de Cazorla fue declarada Conjunto Histórico-Artístico en 1972.

Si quiere agregar o modificar información general, pulse sobre el siguiente enlace: actualizar información de CAZORLA