Pueblos de España


Mensajes de ALCOY (Alicante) enviados por Hito de La Peña Amaya:

HISTORIA. Algunos atribuyen a los sarracenos el origen de esta pobl., queriendo la denominasen Alcoy en memoria de otro pueblo asi llamado en el reino de Túnez: suponen otros ser su primitivo nombre el Coll o el Coyll, que en lemosino, da una idea topográfica de ella. En tiempo de la reconquista, según Benter, no era más que unos casales y alq. derramadas sobre el barranco, que corre por su lado; por ser sitio fragoso y de mucho peligro para los pasajeros, se ordenó tomase forma de pueblo. En la historia del rey D. Jayme aparece, que teniendo este Rey aviso de que una escuadra de moros rebeldes tomaba su vuelta, la mandó fortificar. El ob. Miedes afirma, haber quedado desp. a consecuencia del primer alzamiento de los mahometanos contra dicho Rey. En vida del mismo D. Jayme volvió a poblarse de cristianos. Recibido que hubo este Rey la noticia de la segunda rebelión de los moros, dispuso, que Alcoy fuese bien guarnecida: 250 jinetes agarenos, que venían de Granada a auxiliar a los sublevados, llegaron sobre ella; sus defensores no solo se sostuvieron, sino que, matando a Alhazdrak, su gefe, les obligaron a retirarse, y les siguieron al alcance; pero haciéndolo en desorden, cayeron en una emboscada, que otro cuerpo de musulmanes habia preparado, y quedaron todos muertos o cautivos. Azclot, Marsilio, Gauberto, Benter, y Miedos, añaden algunas particularidades y fábulas en la relación de esta jornada. En 1707, el brigadier D. José Antonio Chaves, y el coronel D. Pedro Corvi, atacaron a Alcoy, que estaba por el Archiduque; pero fueron rechazados. El conde de Mahoni la sitió en 1708: sus defensores se sostuvieron vigorosamente; mas viendo el vecindario que si Mahoni daba el asalto iban a ser pasados a cuchillo, hizo que la guarnición capitulase. El coronel Corvi fué nombrado gobernador de la plaza; desarmó a sus hab., e hizo prisioneros a los voluntarios, mandando ahorcar a su gefe Francisco Pereira, catalan, cuyo cuerpo fué puesto en unos palos en el camino de Alicante. En 1835, un destacamento de urbanos de Alcoy rechazó en Rafales las tropas carlistas, mandadas por Quilez y Cabrera. El privilegio de pobl. de Alcoy fué despachado por D. Gimeno Pérez de Árenos, lugar teniente del rey D. Jaime, en 1255, encomendando a su alcaide, Juan Garcés, a Bernardo Colon, a Bernardo Caval y á Guillen de Ontoneda, repartiesen entre si y otros, sus casas y heredades: en 1256 confirmó el Rey sus establecimientos, y dio palabra de no poner moros en la v., ni en su térm., por el servicio de 500 sueldos que ella le hizo. Cuando se edificó en el punto que hoy ocupa, la condesa de Torranova, contribuyó a su fáb.: ademas de esta condesa, que fué su señora, tuvo diferentes dueños: poseyéronla el almirante D. Roger de Loria, y después de sus dias, su hijo D. Berenguer de Loria, llamado por otro nombre D. Rogero; luego su madre Doña Saurina de Entenza, y su hermana Doña Margarita de Loria, que no habiendo tenido sucesión de ninguno de sus 2 matrimonios, la dejó en su testamento al rey D. Pedro IV: esto repitió la donación en favor de su mujer, la reina Doña Leonor; y el rey D. Martin hizo merced de ella a su nieto D. Fadrique, hijo natural do D. Martin, rey de Sicilia: después volvió a la corona. Alcoy es patria del valeroso soldado Francisco Soler; del Dr. Andrés Sampere, barón consumado en medicina y letras humanas; y del gran siervo de Dios el Maestro Onofre Iordan. Fué hecha c. de v. que antes era por los acontecimientos de 1843.
* Diccionario Geográfico - Estadístico - Histórico de España y sus posesiones de Ultramar, Pascual Madoz. Madrid, 1848.