CUDILLERO (Asturias)

CUDILLERO: CUANDO VI VENIR EL MAR...

CUANDO VI VENIR EL MAR

Sentí la fuerza del viento
que formaba grandes olas,
y me asusto el sufrimiento
de ver marinos a solas.

El mar le vi embravecido
con su furia desatada,
quise verme convencido
si la tarde era marcada.

Olas que vienen corriendo,
horas que quedan grabadas,
y el marino va sintiendo
sus fuerzas encadenadas.

Sentí la fuerza en las rocas
cuando la noche llegaba,
parecían olas locas
que la oscuridad guardaba.

El viento soplaba fuerte
y su sonido aumentaba,
me hablaron de mala suerte
que en la costa se notaba.

Olas llenas de prejuicios
que con la muerte jugaban,
la mar prepara sus juicios
que nunca querer pactaban.

En la dársena del puerto
mientras la mente pensaba,
algún marino despierto
a su virgen la imploraba.

Sentí las olas con fuerza
que en la piedras rebotaban,
la noche daba tibieza
y los miedos aumentaban.

El mar nos da la alegría
con canciones de esperanza,
más nos rompe la armonía
ciertas olas sin templanza.
G X Cantalapiedra,