LIMONES (Granada)

LIMONES: Un vecino mio tenía dos perros, uno era para la caza...

Un vecino mio tenía dos perros, uno era para la caza y el otro para guardián de su hacienda; cuando salía de cacería iba con el perro de caza y si cojia algún conejo o Liebre, al llegar a la casa lo repartía entre los dos perros, descontento el perro de caza por la actitud de su amo, le reprochó al perro guardián: No hay derecho que yo salga al campo, corra entre las matas, me rompa las pezuñas y mucho me canse de correr y después tu comas la misma carne que yo, el perro guardián le contestó ¡No es a mi a quién debes de reclamar, sino a nuestro amo, ya que en lugar de enseñarme a trabajar como a ti, me ha enseñado a vivir tranquilamente del trabajo ajeno!

De esos perros Guardianes conozco a muchos... jajaja, bueno y en verdad que culpan tienen ellos?